Mundo

Destituido el ministro del Interior de Paraguay por la muerte de un opositor

  • Un grupo de manifestantes tomó el Congreso para protestar por el intento del presidente de abrir paso a la reelección

Los manifestantes asaltaron la sede del Congreso de Paraguay en la noche del viernes. Los manifestantes asaltaron la sede del Congreso de Paraguay en la noche del viernes.

Los manifestantes asaltaron la sede del Congreso de Paraguay en la noche del viernes. / andrés cristaldo benítez / efe

El presidente paraguayo, Horacio Cartes, destituyó ayer al ministro del Interior, Tadeo Rojas, y al comandante de la Policía Nacional, Críspulo Sotelo, un día después de las protestas contra la reelección presidencial, en las que murió un joven y fue incendiado parte del edificio del Congreso.

El nuevo ministro del Interior, en carácter interino, es Lorenzo Lezcano, hasta ahora viceministro de Seguridad Interna, y a Sotelo le sustituye Luis Carlos Rojas, hasta ahora su segundo, anunció en rueda de prensa Juan Carlos López Moreira, jefe de gabinete de la Presidencia.

El anuncio se hizo en medio de las exigencias para la dimisión de Rojas, formuladas por algunos partidos opositores tras los disturbios del viernes, cuando efectivos policiales irrumpieron en la sede del Partido Liberal y uno de los agentes mató a un militante de 25 años.

El presidente del Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA), Efraín Alegre, informó de que un joven murió tras recibir disparos de la Policía en la sede del Partido en Asunción, a donde acudió durante los disturbios tras las protestas contra la reelección presidencial en Paraguay.

El ministerio del Interior indicó, a través de un comunicado, que investigan "las circunstancias de la muerte (del joven) presuntamente en manos de un efectivo de la Policía Nacional". Interior aseguró además que llegarán "hasta el total esclarecimiento de lo ocurrido, y los responsables serán puestos a disposición de la Justicia".

Según informó Anibal Filártiga, director del Hospital de Traumas, donde fue conducido el joven tras el suceso, éste murió tras recibir nueve impactos de bala. Los disparos impactaron en el costado de la víctima, de 25 años, que murió a causa de una hemorragia masiva de órganos internos. Se ha identificado como Rodrigo Quintana.

Alegre declaró que la Policía entró "de forma bárbara" en el local del partido liberal y disparó contra los manifestantes que allí se encontraban, algunos de los cuales resultaron heridos de gravedad.

La tensión política que se vive en Paraguay desde hace varios días explotó ayer con la toma del Congreso por un grupo de manifestantes que protestaba contra el proyecto de reforma constitucional impulsado por el presidente Horacio Cartes, con la intención de optar a un nuevo mandato.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios