Mundo

La 'batalla' entre piratas y barcos de guerra se recrudece en el Índico

  • Los bucaneros somalíes apresaron al menos tres nuevos barcos durante el pasado fin de semana mientras soldados franceses capturan a 14 sospechosos

Piratas y fuerzas navales internacionales mantuvieron el pulso durante el fin de semana frente a las costas de Somalia: los primeros anunciaron nuevas capturas de barcos y los segundos detuvieron a varios bandidos en alta mar. Piratas somalíes anunciaron la captura de un barco paquistaní, mientras que Francia y las islas Seychelles detuvieron 14 sospechosos.

Con esta última captura, los piratas suman ya un total de 30 barcos secuestrados en lo que va de año. Y todavía retienen a 18 de ellos con unos 300 tripulantes, de los cuales un tercio son filipinos.

El carguero Al-Misan fue capturado el viernes a unos 100 kilómetros de la capital Mogadiscio, anunció Ahmed Abdi, uno de los jefes de los piratas en la localidad de Haradhere.

Según comerciantes de la región, ese carguero paquistaní provenía de los Emiratos Árabes Unidos y transportaba vehículos y mercancías como azúcar y aceite para comerciantes somalíes.

"Uno de los dos barcos que capturamos ayer fue fletado por comerciantes somalíes y todavía se negocia su liberación. Pienso que ocurrirá pronto", dijo por teléfono Ahmed Abdi a la AFP.

Abdulaji Moalim Barre, un comerciante somalí que posee mercancías en el carguero dijo que confiaba en la próxima liberación del barco. "Hay esfuerzos para liberar a ese barco y a su tripulación. Comerciantes somalíes están negociando con los piratas y esperamos que los liberen pronto", explicó Moalim Barre.

El sábado, piratas de Haradhere anunciaron haber capturado dos barcos. Uno de ellos es el Ariana, un carguero que transportaba 35.000 toneladas de soja, con propietarios en Gran Bretaña y Grecia, y unos 24 tripulantes ucranianos. Pero la identidad del segundo barco es confusa. Fuentes piratas, que no fueron confirmadas, aseguraron que se trataba de un barco ucraniano que transportaba vehículos de Naciones Unidas.

Los piratas aprovechan las buenas condiciones climáticas, antes de la temporada de lluvias, para atacar a grandes cargueros.

La fragata francesa Nivose capturó ayer a 11 presuntos piratas, armados con fusiles de asalto y un lanzacohetes, frente a las costas de Somalia que viajaban en dos barcos. Las dos embarcaciones confundieron a la fragata francesa con un navío mercante y se disponían a atacarla. Avanzando en dirección del sol para no ser identificada, la fragata dejó que las dos embarcaciones se acercasen para lanzar después a sus lanchas ligeras y a su helicóptero de asalto rápido, logrando capturar a los presuntos piratas.

35.000

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios