Sucesos

Detenido en San Fernando el cabecilla de una banda de estafas por internet

  • La organización realizaba ofertas fraudulentas de bienes de segunda mando

  • El individuo, que en el momento de la desarticulación de la banda consiguió escapar, ha sido localizado y detenido un año después en La Isla

Un dron que se ofertaba de manera fraudulenta en una web de segunda mano, de archivo. Un dron que se ofertaba de manera fraudulenta en una web de segunda mano, de archivo.

Un dron que se ofertaba de manera fraudulenta en una web de segunda mano, de archivo. / Captura video de Tele 5

Comentarios 1

Agentes de la Policía Nacional han localizado y detenido en San Fernando al principal líder de una organización criminal especializada en realizar estafas a través de internet. El grupo se encontraba asentado en San Fernando, donde el detenido logró disponer de un "ejército de muleros que obraban con absoluta impunidad y descaro", contando con ramificaciones en todo el territorio nacional. Más de 20 personas han sido detenidas a lo largo del proceso, de un total de 100 investigados que actuaban desde hace varios años. El modus operandi era claro: realizaban ofertas fraudulentas de todo tipo de bienes de consumo susceptibles de venderse como artículos de segunda mano.

En el momento de la desarticulación de la organización criminal, en la que se denominó operación Ruder (inicialmente Wallastop), el principal investigado de 25 años evitó la acción de la justicia abandonando la ciudad. Desde hace más de un año estaba en paradero desconocido. Fruto de las gestiones y vigilancias realizadas por los agentes del grupo de delitos tecnológicos de la Comisaría de San Fernando, el investigado fue localizado en La Isla a principios de este mes de agosto.

El detenido que cuenta con antecedentes por hechos similares -fue detenido por última vez en 2017- había continuado con su actividad delictiva. Se le atribuye, de hecho, el liderazgo de la organización a la que daba proyección y para la que captaba multitud de personas de su círculo social a las que ofrecía comisiones a modo de regalos por prestarse a abrir una cuenta bancaria donde recibir transferencias fraudulentas, cobrar giros postales, dar de alta tarjetas telefónicas o retirar dinero en cajeros mediante técnicas de efectivo-movil. Es lo que la Policía Nacional denomina "ejército de muleros", que operaba con impunidad en San Fernando y que disparó todas las alarmas al recibirse una amplia cantidad de denuncias cuyos presuntos autores eran un grupo de jóvenes.

Más de 1.500 fotografías de todo tipo de artículos, drones, teléfonos, consolas, videojuegos, carritos de bebé, ropa, relojes, cámaras fotográficas o libros digitales fueron intervenidas entre los efectos y documentos del detenido, y que ha analizado el grupo de delitos tecnológicos de Comisaría Provincial de Cádiz. Las imágenes eran empleadas para saturar de anuncios falsos las principales web del sector.

También se hallaron numerosos documentos nacionales de identidad de muchas de las personas que, de buena fe y creyendo obrar adecuadamente, les enviaron en su día las copias de sus DNI. Eran los documentos de identidad que una y otra vez se empleaban para engañar a otros, haciéndolos pasar por los titulares de los falsos anuncios.

Una vez finalizado el atestado policial y tras recabar las pruebas incriminatorias se determinó que el detenido ocupaba una alta posición dentro de la organización delictiva. Se le imputa la presunta comisión directa de más de doscientas estafas.

Tras poner los hechos en conocimiento de la Fiscalía Especial de Criminalidad Informática, el detenido fue puesto a disposición del Juzgado de Instrucción en funciones de guardia en San Fernando, que tras oír su declaración decretó su ingreso en prisión.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios