Provincia de Cádiz

Gambín hace balance de un año centrado en sanear la deficitaria situación económica

  • El alcalde dice que la corrección de las arcas ha copado prácticamente la gestión municipal

El alcalde de Arcos, ayer durante su comparecencia. El alcalde de Arcos, ayer durante su comparecencia.

El alcalde de Arcos, ayer durante su comparecencia. / ramón aguilar

"Ha sido un año complicado pero la gestión que ha realizado este equipo de gobierno ha sido positiva". Con estas palabras arrancó ayer el alcalde socialista de Arcos, Isidoro Gambín, el balance que hizo sobre este año de mandato en el desayuno informativo que celebró con medios de comunicación.

Gambín subrayó que, pese a la difícil situación económica heredada de anteriores gobiernos, "respiramos optimismo, gestionamos con responsabilidad y hemos empezado a construir la casa por los cimientos corrigiendo este problema económico, que nos ha llevado buena parte de la gestión de este año", aseguró. En este sentido, desgranó que el gobierno local "ha hecho una limitación del gasto y ha aumentado los ingresos sin subir los impuestos. Se ha reducido el gasto del personal municipal para poder contratar de manera temporal a personas necesitadas y se han contratado servicios a través de licitaciones".

En este último punto, el regidor se paró para advertir del "ahorro tremendo" en algunas partidas y puso como ejemplo el gasto en el alumbrado de Navidad. "La factura de 2014 era de 80.000 euros y la de 2017 se sitúa en 33.000 euros". En este orden de cosas, Gambín explicó lo que supondrá para el municipio haber entrado en los Fondos de Ordenación del Estado, que supone contar con un préstamo de 22 millones de euros para pagar las deudas con Hacienda y la Seguridad Social, que provocaba el bloqueo de la PIE. Y también, la solicitud de otro préstamo de cinco millones de euros para pagar sentencias firmes a proveedores. "Seguimos trabajando en el ahorro", agregó.

Como novedad y en esta línea de contención del gasto, el Ayuntamiento de Arcos ha aprobado la licitación de una auditoría eléctrica para reducir el consumo del alumbrado en el municipio. En la actualidad, el Consistorio paga a la firma Endesa unos 80.000 euros mensuales: 50.000 procedentes del consumo del corriente y otros 30.000 de deudas. Para cerrar el capítulo económico, antes de proceder a resaltar el balance de otras áreas municipales, el alcalde dijo que "gracias a la corrección económica llevada en este Ayuntamiento, hemos garantizado el pago de las nóminas a los trabajadores municipales, estamos pagando a proveedores y contratando a personas necesitadas", añadió.

Gambín aprovechó para hablar, por ejemplo, de las colaboraciones entre administraciones para impulsar infraestructuras en el pueblo serrano.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios