Provincia de Cádiz

La Guardia Civil aborta un alijo y salva la vida a un narco en Chipiona

  • Cayó al mar al intentar huir de los agentes y sus cinco compañeros de travesía lo abandonaron

Agentes de la Guardia Civil han logrado evitar un alijo de droga que iba a ser introducido por Chipiona, por la zona de la playa de Montijo, la costa chipionera en una espectacular operación en la que salvaron la vida a uno de los narcos, logrando además apresar a todos los implicados.

La máxima del 'sálvase quien pueda' fue seguida en este caso más que al pie de la letra por los tripulantes de la embarcación que transportaba la droga. Iban seis a bordo. Al percatarse de que los guardias les perseguían, comenzaron a arrojar los fardos al mar. Y en un viraje que dio la embarcación, para tratar de huir de la patrullera de la Guardia Civil, uno se cayó al agua. Sus compañeros no sólo no lo socorrieron, abandonándolo a su suerte, sino que, cuando fueron detenidos, negaron su existencia.

Por fortuna, las cámaras del Sive (Sistema Integral de Vigilancia Exterior) habían advertido que uno había caído, y el tripulante abandonado fue sacado del agua por los agentes, que lograron salvarle la vida practicándole maniobras de reanimación hasta llegar a la orilla, donde fue atendido por médicos.

La increíble historia tuvo lugar la medianoche del martes, cuando los agentes que operaban en el Sive detectaron a unas dos millas de la costa una embarcación que navegaba de manera sospechosa con rumbo a las playas de Chipiona, siendo tripulada por seis varones.

Rápidamente, se activó un dispositivo en el que tomaron parte una embarcación del Servicio Marítimo Provincial de la Guardia Civil de Cádiz, y unidades de tierra de uniforme y de paisano. A las 0,30 horas, la embarcación sospechosa, una semirrígida de 12 metros de eslora con tres motores, inició maniobras evasivas al detectar la presencia de la patrullera. Fue en ese momento, cuando tiraban al agua los fardos de droga, cuando, en uno de los virajes, uno cayó al mar.

Un cuarto de hora después, la patrullera interceptó a la semirrígida, deteniendo a los cinco ocupantes que quedaban a bordo, quienes aseguraron que nadie más iba con ellos. Alertados desde el Sive que uno había caído, los guardias corrieron a la posición del náufrago, rescatándolo.

Los arrestados han sido identificados como A.R.G. de 24 años, vecino de Cádiz; A.D.B. de 37 años, vecino de El Puerto; S.A.L. de 23 años y vecino de Ceuta, M.L.A. de 28 y vecino de Palma de Mallorca; y los marroquíes A.E.H. de 28 años, residente en Granada, y H.S. de 25 años, siendo este último el náufrago. Todos tienen antecedentes por tráfico de drogas, y tras ser puestos a disposición judicial, todos han sido enviados a prisión.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios