EDUCACIÓN

La FLAMPA pedirá el cierre de colegios en Puerto Real durante 14 días

  • Antes de dirigirse a la Consejería de Educación buscará apoyos en el Consejo Escolar Municipal

Alumnos en clase en el IES Antonio Muro Alumnos en clase en el IES Antonio Muro

Alumnos en clase en el IES Antonio Muro / C.P. (Puerto Real)

La FLAMPA, la Federación Local de Asociaciones de Madres y Padres de Puerto Real va a solicitar el cierre de los colegios del municipio durante al menos dos semanas. El aumento de contagios que se esta produciendo en esta tercera ola de la pandemia de coronavirus está afectado fuertemente a los centros educativos, hasta el punto de que por primera vez se ha tenido que cerrar un centro al completo (Escuela Infantil Elvira Lindo) y otros cinco colegios de la Villa tienen a alumnos en cuarentena tras detectarse positivos en Covid-19. No pierden de vista que, a fecha de este jueves, la tasa de incidencia en la localidad está por encima de los 600 casos.

A esto suman las bajas temperaturas que impiden que los alumnos puedan recibir las clases en un ambiente adecuado, ya que es preciso mantener las ventanas abiertas para permitir la circulación del aire, cumpliendo así con los protocolos que pretenden frenar la expansión del virus.

Por ello, la FLAMPA solicitará la convocatoria extraordinaria de un Consejo Escolar Municipal, con el objetivo de aunar esfuerzo y encontrar una voz unánime dentro de la comunidad educativa del municipio, incluida la del propio Ayuntamiento. Tras ello, en caso de lograr ese apoyo, se solicitará formalmente la suspensión de la actividad educativa presencial en Infantil, Primeria y Secundaria durante 14 días, a la delegación Territorial de Educación. Un período de dos semanas en el que si se podrá continuar con la formación online, tal y como ya sucedió a finales del pasado año académico.

Los padres y madres de los alumnos tienen claro que en las actuales circunstancias no es posible mantener una educación presencial con todas las garantías, por lo que ya adelantan que en el caso de no lograr el respaldo del Consejo Escolar Municipal o de recibir la negativa de la administración autonómica, iniciarán una campaña para solicitar a los padres que, por decisión propia, no lleven a sus hijos a clase durante el periodo que se establezca. Esta última fórmula ha sido la emprendida en localidades como La Línea, donde actualmente alrededor del 95% del alumnado se está quedando en casa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios