Coronavirus

Villamartín extrema las medidas en la residencia de ancianos

  • El centro restringe las visitas y procura que se haga la menor rotación posible de personal

Personal en la residencia de ancianos Personal en la residencia de ancianos

Personal en la residencia de ancianos / Ramón Aguilar

El municipio de Villamartín extrema las medidas de precaución en la residencia de ancianos Santa Isabel para intentar evitar los contagios de sus residentes que son considerados por las autoridades sanitarias como población de riesgo.

Este asilo de ancianos, que cuenta con convenio con la Diputación provincial, ha restringido las visitas de familiares y de vecinos en general como herramienta fundamental para evitar posible infectados.

Así que los residentes de este centro ubicado en la calle Los Reyes se comunican al exterior a través de videoconferencias para que puedan tener contacto con sus allegados. El alcalde de la localidad, Juan Luis Morales, explica que se extrema la precaución en estas instalaciones, que se desinfecta diariamente y se limpia a conciencia las dos puertas de acceso a la calle.

“El personal extrema las precauciones para evitar posibles contagios. Y se toma la temperatura a los usuarios hasta tres veces al día”, añade. En este sentido, los responsables del centro procuran que se haga la menor rotación posible de personal y se han establecidos turnos de 12 horas de la plantilla con la misma intención de salvaguardar a los residentes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios