sanidad

Un hospital nuevo y televisión gratis para los enfermos

  • Susana Díaz inaugura de forma oficial el centro sanitario de La Línea, que cuenta con equipamiento sufragado por el empresario Miguel Rodríguez

Susana Díaz pliega una bandera de Andalucía ante Antonio González, Irene García, Marina Álvarez y Juan Franco. Susana Díaz pliega una bandera de Andalucía ante Antonio González, Irene García, Marina Álvarez y Juan Franco.

Susana Díaz pliega una bandera de Andalucía ante Antonio González, Irene García, Marina Álvarez y Juan Franco. / jorge del águila

El nuevo hospital de La Línea ya luce su placa de rigor que anunciará para la posteridad que fue inaugurado por Susana Díaz. La presidenta de la Junta de Andalucía llegó ayer pasado el mediodía mientras le esperaban a la sombra la plana mayor del PSOE de Andalucía, de Cádiz y de la comarca, además de los alcaldes de los cuatro municipios a los que el centro da servicio desde hace un mes y de buena parte de los concejales de La Línea.

Tras repartir besos y saludos durante varios minutos, la presidenta compareció ante la prensa y después recorrió las dependencias del hospital, que ha costado 68 millones de euros, además de sangre, sudor y lágrimas a los responsables del Ayuntamiento, la Mancomunidad y la Junta.

La presidenta afirma que es consciente de la importancia de dar contenido al edificio viejo

Díaz no solo vino a La Línea para descubrir la placa, sino que también repartió televisores para todos. Para todos los enfermos ingresados en centros públicos de Andalucía, que hasta ahora tenían que pagar por ver la tele en sus habitaciones. El nuevo centro linense abrió sus puertas con televisión gratis y este mes serán otros 19 centros los que dejarán de cobrar por este servicio. La medida se llevará a cabo "de manera paulatina" hasta hacerla extensiva a toda la red del sistema sanitario andaluz "en el primer semestre de 2019".

Díaz también tuvo tiempo para escuchar las demandas de los responsables de la Plataforma Cívica en Defensa del Hospital y la Salud, que explicaron a la presidenta que la ciudad carece de una residencia de ancianos y le solicitaron la posibilidad de que la Administración andaluza ponga en marcha una.

Otro de los asuntos que preocupa a la ciudadanía y que la responsable autonómica conoce es el futuro del edificio en el que se encontraba el antiguo hospital, en San Bernardo. "El alcalde y yo tenemos una comunicación muy fluida y hasta utilizamos el Whatsapp. Nosotros no tenemos problemas de coordinación y la voluntad. Sabemos que ese edificio tiene posibilidades, pero no depende solo de nosotros por la titularidad del inmueble (es propiedad de la Tesorería General de la Seguridad Social). Pero no cabe duda que el edificio está en un enclave privilegiado para dar servicio a los vecinos y la voluntad del alcalde y mía está muy clara".

La presidenta destacó la colaboración del empresario linense Miguel Rodríguez, propietario de firmas como Lotus y Festina, que ha sufragado parte de la tecnología de la dispone el hospital, motivo por el que recibió el agradecimiento de Susana Díaz.

La responsable de la Administración andaluza resumió con una frase las vicisitudes por las que ha pasado el hospital en todos estos años. "Ha sido un parto duro y difícil, pero la criatura ha quedado preciosa".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios