política municipal

En manos de Teófila

  • El Partido Popular dejará que su líder local decida si vuelve o no a ser la candidata para el objetivo de recuperar la Alcaldía de Cádiz en 2019

Teófila Martínez, a bordo del minubús que iba a circunvalar el casco histórico de la capital gaditana el día de la presentación a los medios. Teófila Martínez, a bordo del minubús que iba a circunvalar el casco histórico de la capital gaditana el día de la presentación a los medios.

Teófila Martínez, a bordo del minubús que iba a circunvalar el casco histórico de la capital gaditana el día de la presentación a los medios. / julio gonzález

Hubo una noche que cambió el rumbo de los acontecimientos en el Partido Popular. El 26 de junio pasado marcó un antes y un después. Ese día se celebraron elecciones generales en España, y los resultados marcaron un cambio de tendencia con respecto a lo que habían arrojado las municipales de mayo de 2015 -que acabaron arrebatando la Alcaldía de Cádiz a los populares- y las generales de diciembre de ese año. Ese resultado del último domingo de junio transformó el presente y, sobre todo, el futuro del PP en la capital gaditana.

Hasta ese día, Teófila Martínez había pasado de ser una activa alcaldesa que salía a la palestra a diario a ocupar un muy secundario papel en el que no lideraba la oposición -como se espera del cabeza de lista del partido más votado- ni aparecía, apenas, públicamente para analizar o plantear temas locales. El varapalo que recibió la noche electoral del 24 de mayo (cuando durante un buen tiempo llegó a estar el PP empatado con Podemos, aunque al final logró dos concejales más) y la confirmación semanas más tardes con el apoyo del PSOE a José María González para desbancarla al frente de San Juan de Dios, habían hecho mella, como se reconoce en el propio entorno de los populares gaditanos.

Pero esa mezcla de tristeza por la pérdida de votos y de incomprensión por lo ocurrido en 2015 cobraron otros aires aquel 26 de junio. Ese día, los resultados en Cádiz capital arrojaban 22.985 votos para el PP frente a los 20.377 de Podemos. Y aunque cuando los aires soplan en contra dicen los políticos que los datos de unas generales no son extrapolables a unas municipales, en el PP entendieron esta victoria electoral como un resurgir de su proyecto, como una pérdida de la ilusión y la confianza generada por Podemos tras un año en el Ayuntamiento.

Es en esos momentos cuando el PP frenó la búsqueda de un candidato que relevara a Teófila Martínez en las elecciones municipales de 2019. La operación 'Bruno García' -que se venía orquestando desde la anterior legislatura, en una especie de proceso de formación que defendían fuentes del partido- había fallado por los proyectos profesionales que harían al joven edil retirarse un poco de la actividad política. Y aquella noche del 26 de junio la opción de Teófila Martínez como candidata no se veía con malos ojos (en un partido sin un referente claro más allá de la que fuera alcaldesa de la ciudad).

En estos días, ha sido el presidente provincial del partido, Antonio Sanz, quien ha confirmado la opción de que Teófila Martínez repita como candidata a la Alcaldía de Cádiz en 2019. "Teófila estará donde ella considere que tiene que estar y quiera estar. El partido apoyará cualquier decisión que tome", afirmó Sanz en una tertulia televisiva de la cadena Onda Luz. A preguntas de los contertulios, el delegado del gobierno en Andalucía valoró que la ex alcaldesa "tiene tal nivel, tal entidad...". "Es una política de lujo para la provincia. Ha dejado la Alcaldía pero sigue igual de comprometida como si fuera alcaldesa. Me impresiona tener una política como ella, que saca horas, dedicación y eficacia a cualquier otro político", continuó alabando.

La confirmación final del cabeza de lista que el PP presente a las próximas municipales está previsto que se conozca este mismo año, teniendo en cuenta que la legislatura alcanzará su ecuador en junio. La mecánica de elecciones internas se ha retrasado, como le ha ocurrido al PSOE y al resto de formaciones, por la incertidumbre generada para formar el Gobierno nacional y la necesidad de haber celebrado dos elecciones generales. Una vez formado el Gobierno central, el congreso nacional que el PP quería celebrar en septiembre se prevé celebrarlo a principios de 2017. Y como anunciara el propio Antonio Sanz en esa tertulia, "la previsión es que durante 2017 se celebren los congresos locales y ahí se nombren los futuros candidatos". Dicho de otro modo, "que esos congresos sean el salto de los candidatos".

Hace tan solo unas semanas, la propia Teófila Martínez se ponía en manos de su partido de cara a la posición que ocupará en un futuro -después de elucubrarse durante muchos meses en que terminaría renunciando a su acta de concejal o 'ascendiendo' a alguna responsabilidad ministerial o de alguna secretaría general en Madrid en el nuevo mandato de Rajoy-. Y si la hoy concejal de la oposición deja su futuro en manos del PP y el PP pone la designación del candidato a la Alcaldía en manos de Teófila, las piezas pueden encajar a la perfección.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios