Provincia de Cádiz

La flota podrá volver al caladero marroquí la próxima semana

  • La Comisión Mixta arregla las últimas diferencias para la entrada en vigor del acuerdo Los pesqueros que ya pagaron la licencia usarán lo abonado a partir de octubre

Una maraña de reuniones y de pactos a medio cerrar han precedido a la definitiva entrada en vigor de facto del acuerdo pesquero entre UE-Marruecos. Ayer hubo fumata blanca en Rabat tras dos días de encuentros a puerta cerrada, y a eso de las ocho de la tarde, hora española, fuentes de la Comisión Europea confirmaron a este periódico que los barcos europeos podrán empezar la pesca en Marruecos. Las tediosas horas de encuentro fructificaron, tal como se esperaba, en una luz verde para que los protagonistas, los pescadores, pudieran volver trabajar en aguas marroquíes.

Satisfacción fue la palabra empleada por la Comisión Europea para resumir las sensaciones extraídas tras la celebración de este encuentro que supondrá la inmediata emisión de licencias por parte marroquí. Con esto, se acaba un tenso periodo de espera para una flota gaditana que representa con 44 embarcaciones a la provincia y a buena parte de España en este tratado. Las arduas negociaciones durante tres años no extasiaron las ganas de las autoridades de sacar el máximo rédito político posible al contrario.

"En principio, estamos satisfecho de que ya por fin en esta Comisión Mixta hay visos de que los barcos empecemos a trabajar", comentó Pedro Maza, presidente de la Federación Andaluza de Asociaciones Pesqueras (FAAPE), que se trasladó a Rabat junto con la delegación española. En la misma línea de complacencia, se mostró Javier Garat, secretario general de la Confederación Española de Pesca (Cepesca), que también formó parte de la expedición que se desplazó hasta Marruecos. "Se han aclarado muchos de los aspectos pendientes beneficiosos para la flota española", confirma Garat. Asimismo, adelantó que aquellas embarcaciones que abonaron las licencias por adelantado podrán ir a Marruecos desde la próxima semana.

En referencia a las compensaciones requeridas por las naves comentadas con anterioridad, el acuerdo permitirá que se aplique una compensación para el siguiente trimestre con carácter proporcional a la cantidad monetaria no disfrutada. "El dinero pagado en julio, lo que no se ha utilizado, se utilizará en el trimestre siguiente", manifestó el máximo representante de Cepesca. La parte de la flota gaditana, los cerqueros, que aún no pagaron los permisos podrán hacerlo desde la próxima semana. Aunque estos tendrán que esperar al comienzo del próximo trimestre, el 1 de octubre.

Algunos de los aspectos técnicos de conflicto también se han resuelto. A la flota se le permitirá utilizar a los marineros marroquíes ya contratados y no tener que emplear a egresados, como en principio pretendía Marruecos. "Cuestiones de desembarco más flexible de lo que inicialmente se pensaba", aseveró Garat. Tanto este último como Pedro Maza visitaron las instalaciones del puerto Mohammedia que tendrán que usar las cinco embarcaciones barbateñas que irán más al sur del caladero marroquí.

"Parece que, de momento, el acuerdo se va aguantar", comentó el presidente de la FAAPE con aires de tranquilidad. La flota gaditana faenará al completo, con sus 44 naves, a partir del 1 de octubre. "Estamos muy satisfechos: los resultados de esta comisión mixta son muy favorables para la flota española, sobre todo en las categorías 1 y 5. Por fin se abre el caladero de nuevo a la flota española", explicó a Efe el director general de Pesca, Ignacio Escobar.

La entrada en vigor, se presuponía, tuvo lugar en julio, con la rúbrica del rey Mohamed VI del Reino de Marruecos. No obstante, la realidad fue otra cuando la mitad de la flota gaditana pagó las licencias para faenar desde primero de agosto y se toparon con la opacidad y el silencio de la administración marroquí. Estos últimos no respondieron al abono de las licencias y, al menos, 25 embarcaciones gaditanas que adelantaron los pagos se vieron afectadas.

Los norteafricanos aseguraron que la recién concluida Comisión Mixta era una parte fundamental para permitir el comienzo de los trabajos de las naves europeas. Una condición que se recogía en los protocolos firmados, remarcaron. Asimismo, señalaron que ellos no estaban ralentizando la entrada en vigor de un acuerdo y que estas afirmaciones eran producto de la especulación. Europa, sin embargo, acogió con estupefacción esta situación e incluso en los días anteriores a la respuesta marroquí llegó a enviarles una misiva para pedir explicación por el retraso de la validación de las licencias para aquellos pesqueros que abonaron para pescar desde el 1 de agosto.

El protocolo de cuatro años tendrá un costo de 30 millones de euros para la UE, de los cuales 16 irán para compensar a Marruecos por el acceso al recurso y 14 millones para apoyar al sector pesquero del estado norteafricano.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios