Cultura

Remedios Amaya cierra un brillante Viernes Flamenco de calor y arte

  • La terraza de verano del Cine Astoria se llenó al completo y los protagonistas de la velada obtuvieron a pesar del calor un señalado triunfo · La bailaora Estefanía Aranda mostró su dominio del compás

El segundo de los Viernes Flamencos de 2009 organizado por la delegación municipal de Cultura y Fiestas del Ayuntamiento, bajo el patrocinio exclusivo de Cajasol, acaparó una vez más la atención de los buenos aficionados y cabales de este rincón gaditano y visitantes que llenaron casi al completo la coqueta terraza de verano del Cine Astoria que, como norma tradicional, acoge cada año estos agradables e interesantes encuentros flamencos, amén de otras actividades culturales que se suelen realizar de cara al verano y que cuentan con un gran equipo de profesionales y colaboradores que hacen posible llevar a cabo estas atractivas e importantes manifestaciones culturales.

La jornada del pasado viernes resultó bastante amena y distraída. La abrió con gusto el joven representante de la familia de los Carpios y Gallardos, nieto de del que fuera patriarca de esa saga, Alfonso Carpio 'El Berenjeno' Antonio Peña 'El Tolo', que le dedicó al abuelo la completa actuación de la noche.

El Tolo estuvo muy bien acompañado por la guitarra de José Ignacio Franco y en coro por la joven cantaora Tomasa Peña de Rocío Santiago, que compartió actuación con Jesús Grande en percusión y en palmas por los hermanos de la Tota, Luis y Ali.

El Tolo extrajo de su repertorio las alegrías de Cádiz, la soleá de Jerez, a las que le agregó bonitas letras alusivas a su barrio de San Telmo, al Cristo de la Expiración y a la Esperanza de la Yedra que calaron muy hondo entre el público, que le brindó grandes aplausos.

El cantaor jerezano se duele bien por seguiriyas y se entregó totalmente al interpretar unos fandangos valientes que también pudieron arrancar los aplausos. El cantaor se despidió del escenario con elegancia ejecutando unas bulerías de San Miguel con el sabor de La Plazuela a las que agregó un bonito replante de buen baile que recibió por ello aplausos y merecidas felicitaciones.

Le siguió en turno el veterano cantaor Joaquín 'El Zambo', que estuvo muy bien situado en el escenario y arropado por la guitarra de Domingo Rubichi junto con las palmas de nuevo de los hermanos de la Tota. El de Santiago se dejó sentir con un cante reposado y siempre en maestro, declinándose por interpretar primero el bonito cante de las malagueñas, a las que puso responsabilidad y entrega, como también en esos otros cantes que luego hizo por bulerías por soleá y seguiriyas, que impresionaron mucho al público, aficionados y cabales.

Para finalizar su actuación y aprovechando las ricas falsetas que le brindó el Rubichi con las palmas de 'Los Melli', ofreció el reconocido artista una larga tanda de bulerías santiagueras todas ellas muy bien adobadas con el rico compás de la tierra.

Le siguió a su actuación un breve descanso que sirvió para el relax y para dar rienda suelta al servicio del ambigú, donde se suele ofrecer por parte del representante de la peña flamenca Buena Gente, Manolo Montoro, el delicioso 'pescaito frito' y el excelente vino de esta tierra.

Todo ello dio paso al apartado del baile, que corrio a cargo de la joven bailaora Estefanía Aranda, que ha pesar de su juventud ha participado ya en grandes eventos culturales y que ha recorrido el mundo con los brillantes espectáculos organizados y dirigidos por Manuel Morao y otros.

Bien asistida por las guitarras de Domingo Rubichi y Juanma, en cante por José Carpio Mijita y la Eva de Rubichi que dedicó unos preciosod tangos al desaparecido guitarrista jerezano Manuel Parrilla, con el violín flamenco de Sophía Cuarenghui, en bajo que fuera ejercido por Ricardo Piñero junto con los hermanos de la Tota y 'El Marcelino', ofreció a través de su figura temperamental el baile de las seguiriyas y el de las bulerías auténticas de Jerez, que les sirvieron para recoger del público y de los amantes del baile flamenco los sinceros aplausos y las felicitaciones por su mejor entrega y por el dominio del compás que tiene. Remedios Amaya cerró el brillante espectáculo con lo mejor de su arte, que supo poner con interés sobre el escenario del Cine Astoria ante un público que estuvo entregado con la artista de Triana y que además pudo disfrutar de esos cantes que hizo por tarantos y con los vivos jaleos y tangos de las provincias de Extremadura de donde parte sus raíces, así como el de las bulerías que escogió con sabía maestría esta señora del arte para la gran despedida del escenario en la que estuvo acompañada por la guitarra señera del jerezano Juan Diego, con los ritmos y compás de sus hermanas Joaquina y Carmen Amaya, el de Juan Heredia y el de los hermanos de La Tota, que fueron los palmeros oficiales de este segundo Viernes Flamenco. Para la próxima semana se programa con interés la tercera edición de estos encuentros flamencos, donde intervendrán los siguientes artistas: Nazaret Cala, que entregará el cante con la guitarra de Fernando Moreno, Luis Moneo con su hijo Juan Manuel Moneo como acompañante, y 'El Diamante Negro', que es un veterano cantaor de bastante solvencia, participará como artista invitado y acompañado por la guitarra amiga de Jesús Álvarez. Para el apartado del baile se cuenta en esta ocasión con Fernando Jiménez y de su grupo, que pondrán la alegría y la belleza de sus bailes a esta nueva edición de los tradicionales 'Viernes Flamencos Jerez 2009'.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios