Cultura

Un festival en cifras de récord

  • Numerosa presencia jerezana en los escenarios del Festival Primavera Trompetera

Animación y ganas de buena música caracterizan el festival. En la imagen, una perfecta conexión entre músicos y público. Animación y ganas de buena música caracterizan el festival. En la imagen, una perfecta conexión entre músicos y público.

Animación y ganas de buena música caracterizan el festival. En la imagen, una perfecta conexión entre músicos y público. / pascual

Si en su primera jornada -exceptuando la fiesta de bienvenida del jueves- la nueva edición del Primavera Trompetera Festival y sus 31 primeros conciertos congregaban a casi 15.000 asistentes (6.000 de ellos asentados en la Zona de Descanso), ayer sábado las previsiones apuntaban aun más alto. Así, se esperan al final de la jornada las 32 actuaciones en directo y superar quizás los 20.000 asistentes, toda una cifra récord.

En la Zona de Descanso 'All B' y 'Lema de Vida' abrieron desde bien temprano la veda trompetera del sábado. Poco después, serían los jerezanos 'Flecha Valona', jugando en casa con su pop vitalista, quienes contagiaron de optimismo a los primeros en abandonar las tiendas de campaña, camino al recinto de conciertos.

Hasta la tarde pasaron por los escenarios 'Tomasito', 'Flecha Valona', los 'Txuminos'...

Allí les recibía una auténtica fiesta: 'Funkiwis'. Funk, como su propio nombre indica, de lo más sabrosón para goce y disfrute de las caderas presentes. Su invitación a la pista de baile se pisaba, casi, con el desparpajo en escena de los gaditanos 'F.R.A.C.' en el escenario Alegría a eso de las cinco de la tarde: rap chirigótico con guiños constantes a la actualidad más candente y homenajes, cómo no, al Carnaval. Más grandes que La Viña.

El plato fuerte de la tarde llegaba de la mano de 'Iseo & Dodosound' que, impulsados por los vientos de 'The Mousehunters', convirtieron los alrededores del escenario 'Primavera' en un oasis jamaicano: sones reggae, mensajes positivos y una buena onda que se expandía a pleno pulmón. Si la pamplonica y sus colegas habituales ya eran toda una fresca revelación en la escena indie nacional, su paso por el 'Primavera Trompetera' le confirma como una de las voces a seguir en los próximos años.

El punk visceral y de vieja escuela de los locales 'Txuminos Imberbes' tomaron el relevo en el escenario 'Libertad', y los bailes sinuosos a lomos del reggae dejaron paso al pogo. Tan solo había que echar un vistazo a las primeras filas para rubricar que hay géneros -y costumbres- que nunca cambian.

Otro punk, pero a su manera, es Tomasito. 'Azarvajao', como a él mismo le gusta decir, conquistó el escenario 'Alegría' con ese peluche de tigre presidiendo. Arte, compás y salero con actitud rock y tanta pose como genio, que hacen del jerezano uno de esos valores que nunca fallan.

Al cierre de esta edición, y justo cuando el recinto de conciertos comenzaba a alcanzar sus cotas más altas de ocupación vaticinando una noche de lo más concurrida, aun quedaban por llegar los cabezas de cartel de esta segunda y triunfal jornada. Nada más y nada menos que, entre otras estrellas, 'Macaco', 'Juanito Makandé', 'SFDK', 'Natos & Waor', 'Green Valley'... y por supuesto, 'Canijo de Jerez', dispuesto a demostrar en su Jerez natal que la 'Primavera Trompetera', una vez más, no es flor de un día.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios