Cultura

De suma trascendencia

La cita anual con el Certamen de Artes Plásticas de la Confederación de Empresarios de la provincia de Cádiz se ha hecho realidad. Es, sin duda, uno de los más importantes de España. Afirmación ésta que se constata no sólo desde su alta participación, sino -lo que es más destacable- desde la altísima entidad de las obras presentadas. No nos cabe la menor duda de que si los artistas de contrastado prestigio siguen apostando por este Certamen es porque desde la institución empresarial gaditana se están haciendo las cosas bien - dos magníficas exposiciones, un buen catálogo y una bolsa de adquisición nada desechable -. De esta manera los artistas confían en un premio que permite canalizar una producción que, tal como ésta en estos momentos la situación económica, difícil sería dar salida y, además, a la propia Confederación ir proyectando una colección de muy buenas perspectivas.

La presente edición - undécima en un desarrollo que ha ido ganando en rigor, modernidad y trascendencia - se caracteriza por ser, probablemente, la que mayor número de nombres importantes de la escena artística ha contemplado, así como la que mayor entidad artística se ha observado; manteniéndose vivos los máximos planteamientos de un arte contemporáneo que admite infinitas circunstancias pero de los que hay que saber discernir su adecuado compromiso.

El jurado ha realizado una concienzuda y detallada selección - una de las de menos obras de todas las ediciones -, lo que confirma que sólo ya el haber sido elegido constituye todo un premio. Me parecen muy significativas y tremendamente significativas las obras presentadas por Pablo Fernández Pujol, José Miguel Chico López, Víctor Pulido, Serena Fortín, Alejandro Botubol, Ismael Lagares, José Antonio Chanivet, Manolo del Valle, José Guerrero, Miguel Soler, José Piñar, Manuel Moreno Morales, Miguel Soler, entre otros, artistas muy significativos del panorama artístico andaluz y que dejan muy a las claras por dónde discurre el estamento de este certamen. Pero, al mismo tiempo, debo decir porque creo que es de justicia reseñarlo, que se han quedado fuera del catálogo importantes obras que, muy bien pudieran haber llenado de entidad artística esta selección y justificado cualquier catálogo. Ahora cinco trabajos nuevos van a engrandecer la que ya es una muy significativa colección, y lo van a hacer porque responden a las inquietantes realidades artísticas de cinco creadores consolidados en el engranaje de un arte que ellos están haciendo grande. Gregorio Mariscal, José Piñar, Jesús Zurita, Manuel Moreno Morales y Daniel Suieras conforman un palmarés de absoluta trascendencia. Esto hace grande un importante Certamen. La exposición de las obras se presenta, una vez más, compartida en dos espacios jerezanos. Por un lado, la obra pictórica en el Callejón de los Bolos y las demás tendencias artísticas - fotografía, escultura y videocreación - en la Sala Arteadiario. Dos muestras, sin duda, para ofrecer una amplia y variada visión al arte que tiene lugar en este momento.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios