Amodo de Epílogo, aquel programa de entrevistas de Canal + en el que las figuras entrevistadas sabían que su emisión sólo saldría al aire una vez fallecidos, de las cuatro entregas de Gigantes de La 2 dos de ellas sus protagonistas han fallecido poco antes o después de su programación. El programa de la recuperada Mari Cruz Soriano se estrenó en la noche de los jueves con Montserrat Caballé, en lo que sería el último monográfico de la genial soprano en vida. Y en esta semana el espacio dedicado a Carmen Alborch (y a una luminosa Valencia) se programaba a la noche siguiente al conocerse la muerte de la risueña ex ministra. Fue una mujer pionera y resolutiva que aportó valentia y color (en todos los aspectos, no sólo por su físico) a la cultura en España.

Han sido dos coincidencias aunque al menos el espacio de Soriano ha sido un homenaje que de no haber surgido este proyecto inesperado en La 2 nos habríamos quedado privados de ambas conversaciones.

El formato de Gigantes de La 2 tiene mimbres que recuerda a la primera etapa de En tu casa o en la mía, el programa de Bertín Osborne que supuso una sorpresa porque hace tres años rompía las reglas del juego del prime time. Lástima que entre Bertín y Mediaset haya devaluado un espacio que de haber permanecido en la cadena pública aún sería valioso.

Mari Cruz Soriano no cocina, ni se toma una copa, ni va de campechana con sus invitados, sino que es la visita respetuosa que se salpica con una variada banda sonora (en este caso no son covers), postales y testimonios. Surge un programa digno, a veces ligeramente pedante, pero amable y cercano a unos personajes que de otra manera no encontrarían una oportunidad así. Sería tópico decir que su parcela debería estar en La 1, pero para que lo programen a las dos de la mañana, es mejor que sólo roce la medianoche en La 2. Ha faltado una pizca de riesgo para haberlo llevado directamente al prime time. Mari Cruz Soriano, más Hermida que Ana Pastor, retuvo y lo hace bien.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios