Análisis

francisco benavent

De la gloria y el arte

Unrito cerrado de la plebe que celebra en las borracherías y en el presidio, y del cual las gentes civilizadas se burlan con sarcasmo, parodiando entre risas la música y la letra, ambas tristísismas hasta la desolación. Pueblo de ricos muy ricos y de pobres muy pobres.

Así se expresaba en 1929, Federico García Sanchiz, escritor y viajero, miembro de la RAE, letra H, en su Viaje a España, refiriéndose a su estancia en Jerez. Mucho ha llovido y sigue lloviendo. Por aclarar, apoyó el golpe de estado del llamado bando nacional.

Aunque algunas de las aseveraciones del charlista sigan teniendo vigencia, no quiero caer en el seguidismo, ni en la deseperación, ni en la autocrítica lacerante que hacemos de nosotros mismos. Hemos cambiado. Aunque como dicen los educadores, hay que progresar. Bucear en la bibliografía flamenca o en los libros de viajes, sean esos viajeros romáticos del siglo XIX o sean estos del siglo XX, y en las revistas de viajes actuales, nos puede dar una visión dinámica, acertada o no, de nuestra ciudad y de cómo nos ven a lo largo de los últimos doscientos años, más o menos.

Las Cartas Marruecas de José Cadalso (1789), describiendo minuciosamente la juerga en un cortijo de Jerez, que en definitiva alteró el sueño del viajero que describe la fiesta. O las Escenas Andaluzas (1846) de Estébanez Calderón que describen otras tantas vivencias flamencas en algún colmao o patio de vecinos en Sevilla. De aquellos polvos, estos barros. Arte impuro, para el de aquí, que no comparte la fiesta y para el extrajero, el de Despeñaperros pa'rriba, que sigue pensando que esto del arte es gratis, porque se trae en la sangre, que es nuestro pan de cada día y que encima la fiesta la pagan ellos. Hotelito baratito, comidita frugal, cervecita o agüita, espectáculo gratis y buen servicio. ¿Dónde está el equilibrio?Será que tienen el horario cambiado y que no entienden; y nosotros pensando que no atinamos con el formato y con lo auténtico. O será aquello de la gloria y el arte. Y lo de pasar fatiguitas.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios