DIARIO DE JEREZ En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Hoy es nuestro Viernes de las Viñas

ME despierto extraño en este día que tenía que ser de júbilo entre hermanos. De túnicas blancas; antifaces y capas azules planchadas en las puertas. De medalla al cuello. De papeletas de sitio. De nervios, muchos nervios. De familia. De Hermandad. Hoy me levanto distinto, aunque con la misma emoción que vivo desde niño. Porque hoy es el día. Es Viernes Santo, es nuestro Viernes de las Viñas. Y aunque estemos cada uno en casa, y no acudamos a la Parroquia desde por la mañana temprano. Ni desayunemos juntos. Ni tengamos la última reunión de la Diputación Mayor de Gobierno. Ni preparemos la Iglesia tras los Santos Oficios. Ni haya pasos y ni haya cirios. Hoy es Viernes de las Viñas y Ellos están con nosotros. Porque hoy el Santísimo Cristo de la Exaltación y nuestra Madre de la Concepción Coronada nos acompañan en el corazón a cada uno de los hermanos. Es un día de emociones. Sí. De llorar si hace falta. No hay que sentirse culpable por sentir tristeza por no cumplir el deseo que se espera todo el año. Es el día para rememorar recuerdos imborrables. Para recordar a los que se fueron. Y para estar unidos. Aunque sea por videollamada o mensajes. Hoy es un día grande. Es nuestro Viernes de las Viñas.

Es el mismo día que los que disfrutamos bajo la túnica con nuestro cirio, la insignia o el palermo. El mismo que nos hace ponernos el traje de la manera más especial o el que cuenta los años bajo el paso, con la molía en el cuello. Es el día de las lágrimas en los ojos a las dos de la mañana tras una recogida. Y el mismo de los abrazos con los hermanos cuando todo pasa. Es el viernes de la ilusión. De los niños que se visten por primera vez. Y la misma que renuevan los que lucen en su pecho la medalla de oro, bajo su antifaz. Estoy seguro que este esfuerzo de quedarnos en casa, nuestros Sagrados Titulares nos lo recompensarán. Pero no pierdan la ilusión, hermanos viñeros. Hoy, aunque diferente, es Viernes Santo, y es nuestro Viernes de las Viñas.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios