Provincia

Detenido en Algeciras por estar vinculado a una célula islamista

  • Otros dos marroquíes son interrogados y puestos en libertad con cargos en la ciudad · Doce arrestos se practican en España · Se les acusa de ayudar a fugarse a responsables de los atentados del 11-M

Agentes del Cuerpo Nacional de Policía desarrollaron durante la madrugada pasada una operación contra el terrorismo islamista que se saldó con la detención de doce personas de origen marroquí en diferentes puntos de España. Uno de los registros se produjo en la calle Fray Junípero Serra número dos, en la barriada algecireña de El Saladillo, donde se arrestó a Mohamed Ben Hesaien. Otras dos personas fueron interrogadas en la ciudad también por su presunta integración en la célula y más tarde quedaron en libertad con cargos.

Ha sido la Comisaría General de Información del Cuerpo Nacional de Policía, en colaboración con las Brigadas de Información de Barcelona, Madrid y Algeciras y bajo la dirección del juzgado central de instrucción número cinco de la Audiencia Nacional, la que ha llevado a cabo esta desarticulación. A las doce personas se las relaciona con labores de apoyo en la ocultación y posterior huida de otros tantos terroristas de Al Qaeda, entre ellos algunos de los implicados en los atentados del 11-M. El ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, explicó ayer que, junto a los doce detenidos por orden del juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón, han sido arrestadas diez personas que convivían con ellos y de los que se está comprobando una posible implicación en la trama desarticulada o por si consta contra ellos algún otro delito no relacionado con el terrorismo.

Las detenciones de la Operación Amat se han efectuado en Cerdañola del Vallés, Santa Coloma de Gramanet, Badalona, Madrid y Algeciras. El detenido en Algeciras, Mohamed Ben Hesaien, nació el 21 de diciembre de 1976 en Tánger y se presume que formaba parte de la célula que daba cobertura y apoyo a terroristas de Al Qaeda. Los funcionarios policiales requisaron abundante información durante el registro, que ya está siendo analizada. Hesaien fue detenido y trasladado a Madrid por petición judicial.

Además de Ben Hesaien fueron detenidos: Mhamed Idriss Hachim, Driss Ben Moussa, Youssef Ben Moussa, Bilal Ben Moussa, Abdelaziz Laakel, Fouad Dkikar y Mostafa Filali. Samir Tahta, Kamal Ahbar, Omar Nakhcha y Driss Belhadi fueron los últimos arrestados. Los cuatro estaban internos en cárceles españolas, uno de ellos en la de El Puerto.

En total han sido detenidos doce personas por orden del juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón. El magistrado también ha autorizado varios registros en los que los policías se han incautado de resguardos de envío de dinero a través de la empresa Western Union a Marruecos, dinero en metálico, unos 7.000 euros, un ordenador portátil, dos ordenadores personales, varios teléfonos móviles, diversa documentación y material informático.

Alfredo Pérez Rubalcaba felicitó la labor del Cuerpo Nacional de Policía por esta operación durante su visita a la sala del 091 de la Jefatura Superior de Policía de Madrid. "Los arrestados son presuntos islamistas radicales que habrán realizado labores de proselitismo, reclutamiento, financiación y envío, básicamente a Iraq, y que están presuntamente ligados a una serie de islamistas radicales implicados en el 11-M que lograron huir". Añadió que algunos de los cinco que lograron huir de la investigación policial tras los atentados habrían participado directamente en los atentados. "Los detenidos ayudaron presuntamente a huir a alguno de los implicados en el 11 de marzo".

Las investigaciones desarrolladas son continuación de las llevadas a cabo en el año 2005, bajo el nombre de Operación Tigris. En aquella fecha se desarticuló una estructura terrorista que se encargaba del adoctrinamiento, reclutamiento, financiación y envío de terroristas a Iraq. Su misión era cometer acciones suicidas contra las tropas extranjeras y otros objetivos fijados por la organización Al Qaeda.

Según las investigaciones policiales, los ahora detenidos acogieron, ocultaron y facilitaron la huida a los fugados tras los atentados de Madrid del año 2004, entre ellos, figuran Mohamed Larbi Ben Sellam, Daoud Ouhnane, Mohamed Afalah, Othman El Mouhib y Abdelilah Hriz. La operación sigue abierta y no se descartan nuevas detenciones en las próximas horas. La Operación Tigris, que se saldó con once detenidos, tuvo una ramificación en Algeciras. Tarek Hamed, que estaba en prisión preventiva en la cárcel de Botafuegos por un delito contra la salud pública, fue declarado sospechoso de ser un miembro reclutado para la red islamista.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios