Tribunales

Cuatro años de cárcel por un alijo de hace una década

  • La Audiencia de Cádiz condena a un hombre por introducir más de tres toneladas de hachís a través de un velero en el club náutico de El Puerto

El velero donde se hallaron más de 3.000 kilos de hachís en El Puerto. El velero donde se hallaron más de 3.000 kilos de hachís en El Puerto.

El velero donde se hallaron más de 3.000 kilos de hachís en El Puerto. / Andrés Mora

El 6 de enero de 2009, F.J.G. tenía un velero cargado, pero no de juguetes como sería lo propio en esas fechas, estaba colmado de fardos de hachís, 100 para ser exactos. Más de tres toneladas de droga que habrían alcanzado en el mercado ilícito un valor superior a los 4,5 millones de euros.

Recientemente, F.J.G. ha sido condenado por la Audiencia Provincial de Cádiz a cuatro años de prisión como autor responsable de este alijo, que tuvo lugar en las dependencias del club náutico de El Puerto una mañana de Reyes hace ahora casi una década. A la hora de dictar el fallo, el tribunal de la Sección Tercera ha tenido en cuenta, claro está, la atenuante de dilaciones indebidas como "muy cualificadas", si bien también han concurrido dos agravantes en este procedimiento: la de empleo de embarcación y la de “notoria importancia” por la cantidad de droga intervenida.

La sentencia da por probado que F.J.G., mayor de edad y sin antecedentes penales computables en esta causa, se concertó con terceros para introducir vía marítima hachís procedente del norte de África con la intención de distribuirlo y obtener así un beneficio económico. 

Para ello, el ahora condenado suscribió un contrato de arrendamiento sobre un barco velero de 10,96 metros de eslora y 3,59 metro de manga por periodo de un mes, transcurrido el cual debía devolverlo, pero no lo hizo; de ahí que la propietaria de la embarcación denunciara su apropiación indebida el 10 de noviembre de 2008 ante la Guardia Civil. 

La resolución judicial señala que el 6 de enero de 2009, F.J.G. "proporcionó" el referido velero para que el mismo fuese empleado en el alijo de 100 fardos de hachís que arrojaron un peso total de 3.351 kilos y un THC del 5,6%, 9,5%, 1,6%, 7,5% y 18,2%. La droga incautada estaba escondida en distintas partes de la embarcación cuando ésta entró en el puerto deportivo del club náutico de El Puerto.

Durante la celebración del juicio en el Palacio de Justicia gaditano, el procesado manifestó en su defensa que el punto de atraque del buque a la fecha de los hechos lo tenía en la localidad de Rota, ignorando cómo y por quién pudo ser trasladado hasta el puerto deportivo de El Puerto. Señaló en su descargo que "alguien lo debió coger".

Para el tribunal, esta "mera excusa exculpatoria" se presenta "huérfana del menor indicio acreditativo", pues, de una parte, los investigadores policiales que llevaron a cabo el examen del barco no hallaron ninguna prueba de que éste hubiese sido forzado; y de otra, en el velero encontraron útiles y efectos que, tras ser analizados, coincidieron con el perfil genético del F.J.G..

La sentencia subraya que el principal implicado en este alijo ha tratado "en todo momento" eludir la acción de la justicia, evitando ponerse a disposición del órgano instructor durante la fase de investigación. 

Etiquetas

, ,

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios