FESTIVAL DE JEREZ

Canto a la resistencia ante la vida

  • Sara Cano presenta en los Museos de la Atalaya 'Mujer de Pie', un espectáculo que ahonda en la capacidad femenina de resiliencia 

Sara Cano, en un momento de 'Mujer de pie'.

Sara Cano, en un momento de 'Mujer de pie'. / T. Pastora

Llevar a cabo un espectáculo de danza con un mensaje implícito, no es coser y cantar. Todo está unido a unas emociones, gestos, pasos y otros elementos que deben encajar perfectamente para que el espectador llegue al punto necesario del mensaje.

Cuando tocas además un tema de extrema sensibilidad y necesidad, como la resiliencia de la mujer, hay que bordar además con finura y delicadeza. 'Mujer de Pie', de Sara Cano, es el ejemplo perfecto con el que la coreógrafa ha tejido, a través de la danza contemporánea, la teatralidad, el flamenco y también unas pinceladas de folclore, el empoderamiento de la mujer, su resistencia ante el dolor y el plantarle cara a la lacra machista que existe en la sociedad.

Con un escenario absolutamente limpio, Sara Cano entraba en escena de un rojo absoluto abriendo sus brazos como alas de libertad. Un tiempo inicial en el que la pérdida del ser querido, la rabia, la muerte y la vida se percibían a la perfección a través de la expresión corporal de la bailarina.

La coreógrafa estuvo acompañada de Ricardo Moro, bailarín que a través de su expresión corporal reflejó la furia, violencia y garra que rompe la sensibilidad y desgarra el corazón. Esplendido en su ejecución individual, llevó junto a la de Toledo una coreografía llena de emoción.

La vida fluía a través de los pasos de baile y sonaba con la calidad de las voces de Alberto Funes y Al Blanco. Los cuatro conjugaban la construcción de un espectáculo íntimo, que ahondaba en la vida, en el dolor y la soledad que sufre la mujer su la capacidad de resistencia.

Sara Cano es ella misma en 'Mujer de Pie', una obra en la que exprime al máximo a su elenco, haciéndoles partícipes de las coreografías, como un claro ejemplo en el que todos hemos de implicarnos a la hora de afrontar la vida y ayudar a quienes sufren el dolor.

Caída, recuperación, equilibrio, los sonidos flamencos y la contemporaneidad le permiten a 'Mujer de Pie' ser un canto a la resistencia, a poner en una órbita común los cuerpos de los integrantes para entablar una comunicación perfecta, demostrando presencia, madurez y el resurgir de la mujer ante las circunstancias de la vida.

 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios