Dolencias

¿Qué es una gastritis?

  • Si sufre hinchazón, pesadez o dolor, podría padecer gastritis, una de las dolencias más comunes entre la población debido a la cantidad de factores que la desencadena

¿Hinchazón, pesadez, ardor? Podría padecer gastritis. ¿Hinchazón, pesadez, ardor? Podría padecer gastritis.

¿Hinchazón, pesadez, ardor? Podría padecer gastritis.

La gastritis es uno de los padecimientos más frecuentes en la actualidad. Se trata de una inflamación de la mucosa gástrica, una capa que reviste las paredes internas del estómago.

Sus causas son múltiples, y entre las más comunes se encuentra el alcohol, el tabaco, una mala dieta, cirugías, el estrés excesivo o el abuso de medicamentos antiinflamatorios, entre otros.  También puede ser el reflejo de algún tipo de infección por Helicobacter pylori, una bacteria que se trata con antibióticos una vez se haya acudido al médico. 

Síntomas

Los síntomas más comunes que indican que podría padecer gastritis son el dolor de estómago, flatulencias, ardor, sensación de saciedad, incluso náuseas y vómitos. Otro signo puede ser la presencia de sangre en heces y vómitos.

Una señal que podría indicar el padecimiento de esta dolencia es la sensación de saciedad, hinchazón y malestar después de haber comido. De forma puntual, esto simplemente implicaría indigestión o irritación estomacal, pero si los síntomas se prolongan durante una semana o más, sería aconsejable acudir al médico de cabecera.

Clasificación

Existen, a grandes rasgos, tres tipos de gastritis. En primer lugar, estaría la gastritis aguda, que suele estar provocada por la bacteria Helicobacter pylori, cuyos síntomas son vómitos, náuseas y dolor que aparece de forma repentina. Para su tratamiento, lo más usual es que se recurra a antiácidos y fármacos que contribuyan a disminuir la acidez del estómago. 

Por otro lado se encontraría la gastritis nerviosa, una enfermedad que afecta principalmente a mujeres en situación de estrés, ansiedad o miedo. Sus síntomas pueden reflejarse en ardores, sensación de estómago lleno, eructos frecuentes, náuseas y vómitos. Para su eliminación, además de antiácidos, se recurre a calmantes, tanto fármacos como naturales, la práctica de ejercicio físico para liberar estrés, y el cambio sustancial en la dieta.

Hay personas que padecen de gastritis crónica, una dolencia propiciada por la existencia de algún tipo de úlcera o el síndrome de intestino irritable entre otras muchas posibilidades. Este tipo de paciente debe someterse a una gastroscopia, un procedimiento que permite observar la mucosa gástrica para descargar una enfermedad más grave. 

Cambio de dieta

La alimentación es la culpable de muchas de las dolencias estomacales. Por ello, además de recurrir a fármacos para conseguir una alivio más inmediato de los síntomas, la base está en eliminar aquello que está produciendo la gastritis. 

Descartar de la dieta el alcohol o las bebidas gaseosas, además de suponer una disminución considerable de la ingesta de azúcares, hará que el estómago sufra y se irrite en menor medida.

Los fritos producen una gran cantidad de gases, contribuyendo a la sensación de hinchazón. 

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios