Sevilla

Un pediatra del Valme detecta en un solo año 171 casos de maltrato infantil

  • El coordinador del programa de Pediatría Social del hospital sevillano lamenta que estos asuntos "no interesan políticamente, porque no dan votos ni brillo"

El Hospital de Valme atendió el pasado año 171 casos de presuntos malos tratos infantiles -46 de abusos sexuales y 125 de otro tipo de maltrato-, según aseguró a Efe el coordinador del programa de Pediatría Social de este centro, Juan Gil Arrones, quien lamentó que este asunto "no interesa a nadie".

"El maltrato infantil no interesa políticamente, no da votos ni da brillo", afirmó el pediatra, quien señaló que en 2007, sólo en Valme, se contabilizaron 164 casos de maltrato infantil -31 de ellos de abusos sexuales y 133 de otro tipo-, mientras que en 2006 la cifra era bastante inferior: se detectaron 85 casos, de los cuales 28 fueron por presuntos abusos sexuales y 57 de otro tipo.

Para contrastar estas cifras con las de otros tipos de violencia, el mismo hospital en 2008 atendió a 14 mujeres víctimas de violencia (frente a 171 casos de maltrato infantil) y en 2006 a 11 mujeres víctimas de violencia, aunque no disponen de datos de 2007.

El Hospital de Valme atiende a una población de 400.000 habitantes, de los cuales el 20% son menores de edad, señaló el doctor Juan Gil Arrones para dar una muestra de la magnitud del problema, ya que en Andalucía y en España no hay estadísticas sobre maltrato infantil.

Sólo en el hospital de Valme, en los diez últimos años, se han detectado algo más de 350 casos "altamente sospechosos" de abusos sexuales, entre el 20% y el 24% de ellos a niños y el resto a niñas.

El 18% de los casos de maltrato infantil que se detectan ahora se producen "entre iguales"; es decir, se trata de menores que han sido agredidos por otros menores, algunos con acoso y resultado de muerte por suicidio, aseguró el especialista.

La mayor parte de los casos se producen en el ámbito familiar, en todas las clases sociales. Mientras en el abuso sexual la mayoría lo cometen los padres y, en segundo término, otros varones de la familia, en los casos de palizas y desatención los responsables son por igual los padres y las madres, según explicó Gil Arrones.

El maltrato infantil "no es una cuestión menor; la mayoría de los violadores de sus propios hijos quedan impunes; en el hospital se han visto bebés de cuatro meses con siete u ocho huesos rotos, hemorragias cerebrales o que se han quedado ciegos", según el pediatra, que añadió que "eso por no hablar del maltrato psicológico, que ése ni lo olemos, a no ser que sea una barbaridad que requiera asistencia psiquiátrica".

El pediatra insistió en que, a pesar de la gravedad de los casos, desde la Administración no se hace lo suficiente. "Pasa como si no tuviera importancia o incidencia sobre la salud de los niños y su personalidad, los medios en los hospitales son mínimos y la atención especializada no está organizada", denunció el coordinador del programa de Pediatría Social del hospital de Valme.

350

más noticias de SALUD Y BIENESTAR Ir a la sección Salud y Bienestar »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios