Salud y Bienestar

Los productos azucarados en exceso dañan el corazón

  • Expertos creen fundamental reducir la ingesta entre los jóvenes para evitar adultos con diabetes o patología cardiaca

Investigadores de la Universidad de Emory, Estados Unidos,  creen que los adolescentes cuyas dietas incluyen muchas bebidas y comidas azucaradas muestran señales físicas de estar en mayor riesgo de problemas cardiacos en la edad adulta. Los investigadores informaron que, entre los 2.157 adolescentes que participaron en la encuesta Nhanes (siglas en inglés de encuesta  nacional de examen de la salud y la nutrición, la cantidad promedio de azúcar añadido que consumieron en un día fue de 119 gramos (476 calorías), el 21.4% de todas las calorías que consumían a diario.

"Las bebidas suaves y las gaseosas azucaradas son el contribuyente principal de azúcar añadido y una gran fuente de calorías sin otros nutrientes importantes". Reconocer los efectos negativos del azúcar añadido podría ayudar a la gente, sobre todo a los adolescentes a reducir la cantidad de azúcar, agregó Welsh. El informe apareció en la web de Circulation.

El equipo de Welsh halló que los grandes consumidores presentaban niveles 9% más altos de colesterol LDL (el malo) y niveles de triglicéridos (otro tipo de grasa en la sangre) 10% superiores, frente a los que consumian menor cantidad de azúcar. Los adolescentes que consumían la más tenían niveles inferiores de colesterol HDL (el "bueno") que los que consumían más cabtidad de azúcar añadido. Además, los investigadores hallaron que los adolescentes golosos mostraron señales de resistencia a la insulina, lo que puede conducir a diabetes  y se relaciona con el riesgo de enfermedad cardiaca.

David  Katz, director del Centro de Investigación sobre la Prevención de la facultad de medicina de la Universidad de Yale, considera que "el azúcar de ningún modo es la única amenaza para la salud de los adolescentes o adultos en la dieta. Pero ahora tenemos evidencia de que ciertamente cuenta entre las amenazas importantes para ambos. Reducir la ingesta de azúcar entre los adolescentes para evitar que se conviertan en adultos con diabetes o enfermedad cardiaca, es una prioridad legítima de nutrición para la salud pública".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios