Sociedad

Seis de cada diez españoles creen que EpC debería ser voluntaria

  • Más de la mitad de los padres con hijos con hijos en edad escolar prefieren que la asignatura no sea evaluable

El 61% de los españoles consideran que Educación para la Ciudadanía (EpC) debería ser voluntaria, frente a un 29% que prefiere que sea obligatoria, según una encuesta de la Confederación de Padres de Alumnos (Cofapa), sobre lo que opinan de la asignatura los españoles.

También una mayoría de votantes del PSOE, un 60,01%, y del PP, un 73,02%, quieren que la asignatura sea voluntaria, y son los votantes de IU quienes quieren que sea obligatoria, un 83%, según el estudio realizado por teléfono entre mil personas mayores de 18 años consultadas entre el 15 y 29 de septiembre últimos.

La Cofapa, que representa a casi un millón de padres de todas las comunidades autónomas, presentó ayer los resultados de esta encuesta, que revela que un 67% de los preguntados "echan de menos información" sobre los contenidos de la asignatura por parte de la Administración. Como pregunta general, casi un tercio de los padres con hijos en edad escolar no ha oído hablar de la nueva asignatura, un porcentaje que crece hasta el 37% cuando se trata del total de los españoles.

La mayoría de los encuestados, el 46%, prefieren que la asignatura no sea evaluable, una cifra que se eleva al 54% en el caso de padres con hijos en edad escolar. Cuatro de cada diez padres sí apoyan que la materia sea evaluable.

Según el estudio, siete de cada diez padres consideran que el Gobierno no ha contado con la opinión de los padres antes de implantar la asignatura.

Además, el 84% de los españoles creen que los políticos no se han puesto de acuerdo con EpC, aunque hay un 9% que cree que sí lo han hecho.

Asimismo, la presidenta de Cofapa, Mercedes Coloma, informó de que la organización ha registrado más de 7.000 objeciones de conciencia de padres que no desean que sus hijos asistan a esta asignatura. Coloma defendió el uso de "cualquier medio legítimo" para que los padres puedan "defender sus convicciones" ante una asignatura que "merma y lesiona" los derechos de los progenitores y supone "la imposición de una moral de Estado".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios