Sociedad

Los médicos católicos dicen que la píldora anticonceptiva es contaminante

  • Según su portavoz, el español Simón Castellví, sus residuos van de la orina a la naturaleza

Comentarios 11

El presidente de la Federación Internacional de Asociaciones de Médicos Católicos, el español Pedro José María Simón Castellví, asegura que los efectos ecológicos de la píldora anticonceptiva son "desoladores", por la liberación al medio ambiente de toneladas de hormonas a través de la orina. En un artículo publicado en L'Osservatore Romano, Simón Castellví afirma que uno de los motivos de la infertilidad masculina en Occidente, con una baja producción de espermatozoides, es la "contaminación ambiental" provocada por la liberación de estas hormonas.

"Nos hallamos frente un efecto ecológico claro que exige explicaciones de parte de los fabricantes", remarca Simón Castellví, quien agrega que "son conocidos" otros efectos secundarios de la combinación de estrógenos y progestínicos, en alusión al riesgo de desarrollar cáncer.

En su artículo, considera además que el anticonceptivo oral más utilizado en el mundo industrializado (con bajas dosis de estrógenos y progestínicos), funciona en muchos casos "con un verdadero efecto abortivo", dado que puede ayudar a expulsar "un pequeño embrión humano".

Simón Castellví señala que, en el sexagésimo aniversario de la Declaración de los Derechos Humanos, "se puede decir que los medios anticonceptivos violan al menos cinco importantes derechos: el derecho a la vida, a la salud, a la educación, a la información y a la igualdad entre los sexos, ya que "el peso de los anticonceptivos casi siempre recae sobre la mujer", enfatizó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios