Sociedad

Los padres católicos rechazan la campaña del condón en adolescentes

  • Sanidad acusa a la Concapa de "retrógrada" y afirma que la campaña no pretende educar sino prevenir a los jóvenes de las enfermedades de transmisión sexual y de los embarazos no deseados

Comentarios 10

La nueva campaña del Ministerio de Sanidad que pretende extender el uso de preservativo en jóvenes con su venta a bajo coste o regalados con revistas para adolescentes no ha gustado nada a la Confederación Católica de Padres (Concapa), que ha pedido su retirada "inmediata" porque cree que "roza lo delictivo" al pretender "educar" a su modo a los jóvenes. Ante estas acusaciones, desde el Ministerio contestaron a la Concapa acusándoles de "retrógrados" y en su defensa señalaron que la campaña no trata de educar a los adolescentes sino prevenir los embarazos no deseados y la transmisión de enfermedades. En un comunicado, Concapa señaló que desde hace varias décadas "machaconamente se presenta a los jóvenes el preservativo como garantía de "sexo seguro" cuando los datos evidencian que no es así". En este sentido, la Confederación denuncia que "se oculta a los adolescentes el nada desdeñable porcentaje de fallos del preservativo (14 por ciento según estudios de la OMS) y se olvidan de sus propios estudios estadísticos que desvelan un incremento alarmante en la cifra de abortos, embarazos no deseados y enfermedades de transmisión sexual (ETS) entre adolescentes, coincidente en fechas con el auge de las campañas fomentando el uso del condón".

Así, según expresó el presidente de la Confederación, Luis Carbonel, la campaña a favor del uso del condón propuesta por el departamento que dirige Bernat Soria, "roza lo delictivo en un intento de educar a los menores que, en parte, no tienen capacidad suficiente para juzgar sobre la verdad o falsedad de una campaña y omitiendo a sus representantes legales, los padres, que son quienes tienen la obligación de educarles en moral y sexualidad". Carbonel añadió que el Ejecutivo está "entrometiéndose ilegítimamente en el derecho de las familias de educar según sus propias convicciones, atendiendo a su distinto grado de madurez". Carbonel remarcó la falsedad que, a su juicio, conlleva la campaña de Sanidad " que, con argumento de que quiere evitar abortos y embarazos indeseados, propone el uso del preservativo, ocultando que desde que se practica esta política, como reconocen sus propias estadísticas, han aumentado los abortos y las ETS". También consideró "empobrecedor" que se plantee una "invitación" al sexo como "puro disfrute" con un "uso irresponsable" y "omitiendo que es una herramienta de comunicación que tiene que tener al menos el soporte del afecto".

Estas acusaciones de Concapa son para el secretario general del Ministerio de Sanidad y Consumo, José Martínez Olmos, producto de una "estrategia política" de ciertos sectores "retrógrados" de la derecha y quiso dejar claro que el objetivo de la campaña no es educar sino prevenir los embarazos no deseados y las enfermedades de trasmisión sexual entre los jóvenes. "Son unas declaraciones retrogradas y absolutamente faltas de rigor, enmarcadas en una estrategia política de ciertos sectores de la derecha que no aceptan los avances científicos", advirtió. Del mismo modo destacó que con este tipo de declaraciones la Concapa lo único que consigue es "alarmar a la sociedad con planteamientos que no tienen ningún fundamento ni vigencia". A su juicio, este tipo de declaraciones deben enmarcarse en la "dinámica que vienen desarrollando estos sectores contra la iniciativa del Gobierno de modificar la ley del aborto", así como cualquier iniciativa de carácter social. "Un planteamiento que vienen desarrollando desde hace 20 y 30 años, desde que estamos en democracia y se han ido consiguiendo avances sociales", advirtió.

El Ministerio de Igualdad pide a la Concapa que no confundan a los jóvenes

Por su parte, el Instituto de la Juventud (Injuve), organismo dependiente del Ministerio de Igualdad, calificó de "irresponsable" a la Confederación, a la que pidió que "no confunda a los jóvenes" sobre el uso del preservativo, al relacionarlo con el aumento de abortos, embarazos no deseados y enfermedades de transmisión sexual. Así el director del Injuve, Gabriel Alconchel, indicó en un comunicado que los estudios realizados por su institución reflejan que la juventud le concede una gran importancia a la sexualidad, ya que "nueve de cada diez" consideran muy significativas las cuestiones relativas a la misma. Alconchel apuntó, también que, "independientemente de las creencias religiosas, la sexualidad es una realidad que no se puede obviar" y alertó de que, si bien el uso del preservativo como método anticonceptivo está "muy extendido" en las relaciones sexuales de los jóvenes españoles, "el 30 por ciento dice no haberlo utilizado en sus últimas prácticas sexuales". "Como institución pública nuestra obligación es trabajar por la promoción y prevención de la salud en los jóvenes", aseveró el director del Instituto de la Juventud, para concluir que apoya las iniciativas emprendidas por el Ministerio de Sanidad para promover el uso del preservativo entre los jóvenes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios