Fútbol | Segunda RFEF

Curro Rivelott: "Estoy en mi casa y feliz, pero no tengo ni idea si voy a seguir"

  • El centrocampista canterano del Xerez DFC cumple contrato, deja de ser sub-23 y ha sido pieza clave en el proyecto de Pérez Herrera desde su llegada

  • "Nos faltó regularidad, pero estamos satisfechos con la temporada porque cumplimos el objetivo que nos marcamos al principio", subraya

  • Derrota en la despedida del curso (0-1)

Curro Rivelott considera que la temporada del Xerez DFC ha sido buena.

Curro Rivelott considera que la temporada del Xerez DFC ha sido buena. / Xerezdfc.com

Curro Rivelott, centrocampista del Xerez DFC, ha sido uno de los jugadores más utilizados por Pérez Herrera esta temporada y durante bastantes jornadas fue su comodín en la defensa por culpa de las lesiones y actuó tanto de lateral derecho como de central. Cumple contrato, deja de ser sub-23, se siente feliz en la que considera su casa, ya que ha pasado por casi todos los equipos de la cantera, y le gustaría seguir. Hace un balance positivo de la temporada y subraya que les faltó "regularidad, pero estamos satisfechos con el trabajo, logramos nuestro objetivo".

El jerezano explica sobre el desarrollo del curso que "estamos satisfechos porque logramos hace ya dos jornadas el objetivo que nos propusimos al principio de temporada. Tuvimos una mala racha en la que sufrimos bastante cuado nos colocamos cerca de los puestos bajos de la tabla, pero luego, gracias al esfuerzo de todos, cuerpo técnico, jugadores y, especialmente al apoyo de la afición, lo superamos". 

Les hubiese gustado despedir la campaña con un triunfo ante el San Roque, pero "no pudo ser. El final del partido fue duro. Nos conocemos la mayoría de los jugadores de habernos enfrentando en temporadas anteriores y Fran Ávila estuvo aquí la pasada campaña. Se les fue el premio en los últimos minutos con el par de goles que marcó el Coria y due complicado, nosotros lo vivimos el fin de semana pasado en Antequera. Tuvimos la opción de seguir peleando y se nos escapó. Le mando mi ánimo a la afición y a los jugadores del San Roque, especialmente a Fran".

A la hora de poner una nota a la campaña realizada por el Xerez DFC, considera que "no es fácil por lo que he comentado antes, nos faltó regularidad. La primera vuelta fue de adaptación a la categoría. Teníamos muchos jugadores nuevos y otros también muy jóvenes. Nos costó adaptarnos a la competición, al ritmo y a jugar fuera de casa. Luego, en la segunda vuelta, ya estábamos más aclimatados y supimos competir mejor, especialmente lejos de Chapín. Hay que estar satisfechos porque hicimos un buen trabajo y se han sentado unas buenas bases para el próximo curso".

"Me costó adaptarme a la categoría, pero luego apareció mi gen competivivo y he madurado mucho"

A nivel personal, las cosas le han ido bien, pero es exigente y siempre quiere mejorar. "Mi valoración personal es la misma que he hecho del equipo. Me considero un jugador de equipo, que intento dar el máximo para que los compañeros que están a mi alrededor pueden estar a un buen nivel. Me costó adaptarme a la nueva categoría, aunque en la primera vuelta estuve jugando muchas jornadas de lateral y me costó. Una vez que cogí el ritmo, creo que apareció mi gen competitivo y ha sido un año en el que he aprendido mucho, he jugado casi todos los partidos y he madurado un montón".

Durante la temporada, Pérez Herrera ha dado oportunidades a varios jugadores de la cantera, como a él le sucedió el pasado curso, cuando el técnico apostó por él y le dio la titularidad en el primer equipo cuando tenía ficha del filial. Se muestra muy "orgulloso de que se cuente con gente de abajo, intento animar a todos esos que vienen. Hace unos años costaba más que la gente entrase en la dinámica del primer equipo. Con el míster se está viendo que cualquiera puede entrar en cualquier momento y para mí es una satisfacción. El proyecto estaba hecho para jugadores de la zona y para los canteranos. Tenemos muy buenos futbolistas y tenemos que apoyarlos para que se sientan uno más. Es maravilloso que un entrenador cuente con ellos".

Curro es uno de los muchos jugadores azulinos que cumple contrato y está pendiente de resolver su futuro: "No tengo ni idea si voy a seguir o no porque eso no depende de mí. No sé qué planificación se hará ni si querrán contar conmigo o apostarán por traer a gente nueva. Me gusta desconectar al menos un par de semanas, estar con mi gente y los amigos, que durante el año es más complicado, y de disfrutar un poquito de un día a día más tranquilo. Como he comentado muchas veces, aquí en mi casa estoy más feliz que nada y estoy muy orgulloso de haber pasado por todos los equipos de la cantera hasta tener un hueco en el primer equipo".

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios