Fútbol | Tercera División

El Xerez DFC visita a los pequeños ingresados en el Hospital de Jerez

  • Directivos, representantes de la Fundación y jugadores de los tres equipos del club reparten regalos y cariño entre los niños y sus familiares

Javi Casares, sonriente, y Bello entregan dos peluches a dos pequeños. Javi Casares, sonriente, y Bello entregan dos peluches a dos pequeños.

Javi Casares, sonriente, y Bello entregan dos peluches a dos pequeños. / Vanesa Lobo

Cita solidaria y emotiva. Representantes de la directiva, de la Fundación y del primer equipo del Xerez DFC, de la sección de fútbol sala y del Al-Ándalus femenino acudieron ayer al Hospital de Jerez para sorprender a los pequeños ingresados en la planta de Pediatría para entregarles regalos, sonrisas y cariño. Su intención, hacerles más llevadera su estancia en el centro en estos días tan señalados.

A primera hora de la mañana, la representación xerecista fue recibida en Hipercor por Isabel Mora, directora de relaciones externas de El Corte Inglés en la provincia, que se mostró encantada de colaborar con la donación de juguetes para que el club llevase a cabo su iniciativa. "Para nosotros es un día especial y bonito por lo que supone. Aportar nuestro granito de arena para que estos críos, que viven una situación difícil por estar ingresados, se sientan felices y se sientan alegres es reconfortante".

Por su parte, Rafael Coca, presidente xerecista, resaltó que "además de llevar los regalos que el Corte Inglés nos proporciona a los niños, para nosotros es un regalo contar con la colaboración del Corte Inglés, que ojalá siga apoyándonos mucho tiempo, es un orgullo. Es bonito llevar un poquito de alegría a esos pequeños hospitalizados, que lo merecen. El acto también es importante por la labor social que queremos desarrollar y por el mensaje que queremos lanzar a toda nuestra masa social".

Gabriel Selma, presidente de la Fundación Xerecismo en Libertad, tampoco faltó a la cita y apuntó: "Apostamos por los valores las veinticuatro horas al día y con la ayuda de amigos como el Corte Inglés podemos alegrar un poco a esos niños que no pueden estar en la calle y que, además, disfrutan con nuestros jugadores. Es un acto emotivo y especial".

Una vez recogidos los juguetes en Hipercor, la expedición xerecista se encaminó al Hospital para pasar un rato junto a los pequeños y sus familiares.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios