Carlos Orúe. Entrenador del Xerez Deportivo FC

"Ha llegado al final pero la victoria creo que es justa"

  • El técnico jerezano sólo encontró un pero a su equipo: el gol isleño encajado en el descuento

 Carlos Orúe, entrenador del Xerez Deportivo FC, se mostró satisfecho con la victoria aunque no escondió que no le gustó haber encajado el momentáneo empate en el descuento de la primera mitad. El técnico jerezano comentaba sobre el partido disputado ayer en el Bazán que el aire había marcado el choque: "Era difícil jugar con el viento, sobre todo cuando hay tanta presión de uno y de otro equipo, los dos equipos no hemos dejado tener el balón aunque en la primera parte nosotros hayamos tocado algo, aunque también en zonas defensivas, no lo hemos hecho en ataque. No era fácil". 

"De todas formas -añadía Orúe-, creo que en el primer tiempo nos hemos merecido irnos ganando al vestuario pero ha venido esa jugada al final, creo que ellos no habían hecho absolutamente nda, nosotros sí habíamos llegado y sobre todo habíamos tenido la posesión del balón. Ha sido un momento psicológico del partido, les ha dado fuerzas porque ellos no estaban bien en esos minutos finales de la primera parte y en la segunda pues la verdad es que se han atrincherado un poquito atrás, balones divididos, pelotazos, y era complicado. Exceptuando la falta lejana de ellos que ha dado en el palo, que ha sorprendido un poquito ese golpeo, por lo demás creo que no han tenido nada más y nosotros en cambio sí hemos tenido llegada suficiente como para haber solventado el partido mucho antes. Ha llegado al final, afortunadamente para nosotros, y creo que la victoria es justa". 

En la segunda mitad el Xerez DFC se fue arriba con todo e incluso el técnico cambió de banda a Olmo y César buscando el disparo a puerta de ambos: "Sí, el tema es que a pierna cambiada por la banda derecha César podía encarar hacia dentro y golpear, que tiene buen golpe, y buscamos esa posibilidad de finalización. Han hecho cada uno un par de centros buenos a pierna cambiada y cuando el partido finalizaba ha llegado esa jugada con cierta fortuna para nosotros y ha solventado el partido". 

Fue un partido de mucha intensidad, y aunque el entrenador xerecista acabó contento con el trabajo de los suyos tampoco escondió un fallo a corregir: "Estoy disgustado por una cosa nada más: nosotros machacamos mucho que en los minutos finales no nos pueden hacer un gol. Hay que estar encima, ya no se puede jugar, las marcas tienen que estar muy muy sujetas, eso lo hacemos continuamente en los entrenos, esos tres últimos minutos comentamos que no nos pueden sorprender de esa manera. Les decimos a los jugadores que se imaginen un viaje largo, que en el último minuto te hacen un gol y ahora tienes que coger un autobús y meterse seiscientos kilómetros. Eso pesa mucho mucho, y a lo largo de la semana te cuesta recuperarte. Y aunque aquí las distancias sean mínimas es muy importante que no te hagan el gol en esos momentos". 

"Pero el fútbol -finalizaba Orúe- tiene eso, también lo hemos hecho nosotros al final del partido, que es mucho más duro todavía. Pero esas cositas hay que evitarlas y por eso no me gusta. Por lo demás, creo que la gente se ha fajado con un buen equipo, con un equipo que en Chapín nos hizo sufrir pero aquí somos nosotros los que lo hemos hecho mejor que ellos".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios