Descenso al infierno de Belgrado

  • Unicaja hace acto de presencia en el fortín del Partizán para aclarar su futuro en el Top-16

El Unicaja afronta hoy la tercera jornada del Top-16 de la Euroliga, en la que se medirá en Belgrado al Partizan, un equipo ya de por sí complicado y que, además, tendrá a su favor el hecho de jugar en una de las canchas más difíciles de todo el baloncesto continental, donde los locales sólo han perdido este año una vez, y ante un coloso como el CSKA de Moscú y por sólo un punto (62-63). Malagueños y balcánicos ocupan, respectivamente, la segunda y tercera plaza del Grupo G, empatados con idénticos guarismos de una victoria y una derrota. De hecho, el cuadro dirigido por Aíto García Reneses rompió la racha de 23 triunfos seguidos que llevaba en su cancha tras caer la semana pasada ante el potente Panathinaikos por (69-81). Por su parte, los serbios vienen de ganar al Lottomatica (84-76), lo que les permite equilibrar el revés encajado hace dos semanas en Atenas por 81-63. De este modo, el choque se presenta como más que un partido, pese a que la liguilla apenas ha hecho arrancar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios