La GMU tramita unas 200 licencias al mes

  • Crisol asegura que la construcción se reactivará en Jerez en cuanto el nuevo PGOU esté aprobado

El delegado municipal de Urbanismo, Juan Pedro Crisol, confirmó ayer lo que se esperaba: "El ritmo de la construcción se ha ralentizado en la ciudad". Para ello, el delegado aportó como explicación el hecho de que "Jerez, en estos momentos previos a la aprobación del Plan General de Ordenación Urbana, apenas tiene suelo urbanizable, algo que se palia en el nuevo documento", que como es sabido tendrá una vigencia de diez años".

Las previsiones de Juan Pedro Crisol apuntan a que una vez que el PGOU se erija en un documento legalmente aprobado "la actividad se incrementará sustancialmente". Pese a todo ello, el delegado municipal de Urbanismo aseguró que las licencias que se relacionan con el sector de la construcción se mantienen en unos parámetros normales, lo que viene a suponer, según señaló, la entrega de unas 200 licencias mensuales".

De otro lado, Crisol insistió en que la delegación municipal de Urbanismo "nada puede hacer" con el caso de los vecinos de la avenida de Europa que no pueden ocupar sus pisos pese a estar pagándolos desde hace más de un año. El delegado dijo que "en cuanto el Ayuntamiento tenga constancia de que la urbanización de El Membrillar tiene conexión a la red eléctrica, que las canalizaciones son las adecuadas y que el entorno de las viviendas está urbanizado se procederá a la entrega de la licencia de primera ocupación".

El delegado de Urbanismo destacó que los problemas que padecen los vecinos son entre un grupo de compradores y una constructora, dentro del más estricto ámbito privado. "Deseamos que la empresa constructora solucione estos problemas cuanto antes", manifestó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios