El Ejército renueva su ofrenda ante el crucificado de la Defensión

  • Las autoridades militares cumplieron con la tradición de cada Martes Santo, mientras que el Desconsuelo acogió a niños tratados en Hematología del hospital

La tradición de cada Martes Santo se cumplió en Capuchinos con el acto de la renovación de la Ofrenda del Ejército ante el Cristo de la Defensión, en esta ocasión con la participación del vicario general castrense, Pedro Jiménez del Olmo, en el año en que esta hermandad estrena el título de castrense concedido por al arzobispo Juan del Río, así como con la presencia militar encabezada por el comandante militar de Cádiz y gobernador militar del Campo de Gibraltar, Antonio León Villaverde, que fue quien hizo la ofrenda.

Al borde del mediodía se inició el protocolo previsto con la procesión de entrada de la que formaron parte una escuadra de gastadores del Regimiento de Artillería Antiaérea (RAAA) nº 74, cuatro portaguiones del RAAA 74, dos soldados portacoronas del RAAA 74 y la Banda de Música del Soria 9, que dejó buena muestra de su calidad tocando Cristo de la Defensión. Asimismo hubo representación de las Fuerzas Armadas y de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, el director de Enseñanza del Mando de Personal del Ejército del Aire y el almirante en jefe de la Base Naval de Rota. Tras la homilía se realizó la ofrenda a los pies del Cristo de la Defensión y al finalizar la eucaristía se procedió al Homenaje a los Caídos, postrando ante las andas de la Defensión una corona de laurel mientras de fondo es interpretada la marcha La Muerte no es el Final y el Toque de Oración.

De otro lado, la hermandad del Desconsuelo, a través de su Bolsa de Caridad, llevó a cabo la acogida de niños y niñas tratados en el servicio de Hematología del Hospital de Día Pediátrico de Jerez. El objetivo era ofrecerles una jornada diferente en la cofradía en su día grande y sobre todo para presenciar la salida de la cofradía. Las actividades se iniciaron a mediodía con una visita a San Mateo para seguir con otra a la iglesia de San Lucas para ver los pasos de la hermandad de las Tres Caídas. Almuerzo y merienda en la casa de hermandad fueron los complementos de una jornada especial que por tercer año organiza la hermandad que dedica este día.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios