Plataformas y sindicatos "enterrarán" los servicios públicos como protesta

  • Moreno asegura que el proyecto de ley de la Función Pública "blindará al sector"

Comentarios 18

Plataformas y sindicatos de empleados públicos escenificarán con un "entierro" su rechazo al decreto de reordenación del sector público durante la votación del proyecto de ley que se celebrará en el Parlamento andaluz el próximo 16 de febrero.

Los manifestantes se presentarán ante las puertas del Parlamento vestidas de negro y con velas del mismo color en señal de luto. Además, de forma simultánea, se realizarán concentraciones en todas las capitales de provincia en contra del decreto ley.

Las movilizaciones fueron anunciadas ayer por los sindicatos CSIF-A, CGT-A, SAT, Ustea, USO, asociación sindical Piensa-Volens, Plataforma de Empleados Públicos de Andalucía (PEPA), Plataforma de Opositores y Funcionarios de la Junta, Asociación El Tercer Lado y Plataforma de Enseñanza Pública de Andalucía y en ellas se hace "una defensa del empleado público y se pide la derogación del decreto ley de reordenación".

La Subdelegación del Gobierno ha emitido una resolución por la que se autoriza la concentración, pero prohíbe la ocupación de la vía pública ante las puertas del Parlamento y el uso de aparatos e instrumentos que produzcan ruido, como bocinas o pitos.

La presidenta del sector autonómico de CSIF-A, Alicia Martos, anunció que este sindicato ya ha presentado un recurso ante la sala del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) en Sevilla contra esta resolución, ya que "coarta la libertad de expresión y el derecho constitucional de manifestación".

Martos lamentó "la doble vara de medir" del Gobierno a la hora de autorizar protestas, ya que "en las concentraciones convocadas por UGT y CCOO, todo fueron facilidades para que se manifestaran, cuando nos consta que no tenían todos los permisos".

La representante sindical dejó claro que los colectivos que se unirán a la protesta "siempre han dado ejemplo de civismo en las concentraciones" y agregó que harán "todo el ruido que sea conveniente".

La consejera de la Presidencia, Mar Moreno, ante el anuncio de nuevas movilizaciones por parte de los funcionarios, subrayó que la futura ley "lo que hace es blindar al sector público" y garantizar que el peso público sea mucho más fuerte en lo sucesivo en lo que antes eran empresas públicas.

Para la consejera, es normal que haya sindicatos de funcionarios que estén de acuerdo con la norma y otros que "persisten en sus protestas", pero lo que no puede compartir "son muchos de los eslóganes o de las críticas que se están haciendo" a una ley que reforzará el sector público.

Moreno destacó que "la ley que va a aprobar el Parlamento es mucho mejor que el decreto, ya que ha experimentado muchas modificaciones, que definen mejor la intención de la Junta y aclaran muchas de las dudas suscitadas".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios