cómics

Cruce de miradas

La odisea de 'Aventuras de un oficinista japonés'. La odisea de 'Aventuras de un oficinista japonés'.

La odisea de 'Aventuras de un oficinista japonés'.

Astiberri recupera dos excelentes títulos relacionados con Japón. Uno de ellos es Hitler, la reveladora biografía del dictador realizada en 1971 por Shigeru Mizuki y que, si no me equivoco, fue lo primero del autor de NonNonBa que llegó a nuestro país, de manos de la extinta Glénat. El presente volumen mejora aquella edición, pues nos ofrece un formato mayor, el utilizado habitualmente para el manga por Astiberri, de modo que la imágenes lucen como nunca. Recomendar a Mizuki (1922-2015) es recomendar a uno de los mayores artistas que ha dado el medio, ganador de los premios tan prestigiosos como el "esencial patrimonio" del Salón de Angoulême y nombrado oficialmente "persona de mérito cultural" en 2010 por su singular contribución a la cultura japonesa. El perfil histórico que nos ofrece en Hitler no es el retrato simplificado de un monstruo, sino una mirada penetrante a la complejidad y la oscuridad de la condición humana que bien merece el calificativo de imprescindible (aplíquenlo también a cualquier otro volumen de Mizuki).

El segundo título que me sirve para completar un curioso cruce de miradas entre Europa y Japón es Aventuras de un oficinista japonés, del zaragozano José Domingo. En un tono más ligero, sin un solo diálogo (apenas suenan un par de onomatopeyas en la obra) y con un grafismo espectacular, Domingo narra la odisea de un oficinista japonés que regresa a casa después del trabajo y ha de hacer frente a todo tipo de obstáculos, desde un rollo de sushi gigante hasta el tracto intestinal de un alienígena. Lo de Domingo es un gozoso constructo pop en el que cabe cualquier referencia imaginable, y en donde la asombrosa estética y la investigación narrativa son las principales protagonistas. No en vano, se alzó con el premio a la mejor obra nacional en el Salón del Cómic de Barcelona en 2012 y mereció una nominación a los premios Eisner en 2014. A destacar la sobresaliente edición de Astiberri, de primorosa hechura, que añade paratextos tan interesantes como las anotaciones de Gerardo Vilches.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios