Copa del Rey

Un tanto de Balboa en el último minuto salva al Real Madrid

  • El canterano logra el empate en Alicante en el último minuto de un mal encuentro

Un gol de Balboa en el último minuto del tiempo reglamentario evitó que el Real Madrid cayera en su visita al Alicante, de Segunda B, aunque el empate final a uno evidencia el mal encuentro del líder de Primera División, que sólo demostró ambición en el tramo final ante un digno rival.

Tal y como se podía esperar, sólo hubo un equipo motivado sobre el terreno de juego: el Alicante. El Real Madrid, pese a jugar con los menos habituales, no demostró en los primeros 45 minutos su superioridad. La primera mitad terminó sin que el equipo de Bernd Schuster disparara a puerta ni una sola vez, mientras que el meta polaco Dudek sí que tuvo que intervenir para evitar que el Alicante se adelantara en el marcador. Schuster apostó de inicio por el holandés Drenthe como acompañante del argentino Fernando Gago en el centro del campo y dejó sin ocupar las bandas. Pero pronto se dio cuenta de que esa disposición táctica no le estaba dando resultados y dejó a Gago solo para que Robben y Drenthe ocuparan las bandas. El conjunto blanco dominaba el balón pero su mordiente ofensiva era nula. El Alicante, con muchas menos posibilidades técnicas, cuando tenía el balón sí que buscaba rápido la portería visitante, pero sin acierto.

En la reanudación, se repitió el guión en los minutos iniciales, en los que Jorge Azkoitia obligó de nuevo a Dudek a intervenir con acierto. Antes, Cañadas disparó fuera con cierto peligro. Fue entonces cuando el Madrid gozó de su primera ocasión clara de gol. Robben centró desde la izquierda y Saviola remató fuera cuando sólo tenía que empujarla. Los blancos parecían haber despertado, pero fue entonces cuando llegó el milagro alicantinista. Dudek no acertó a blocar un balón de falta y el balón, tras varios rechaces, llegó a Joan Tomás, quien fue atropellado por Drenthe dentro del área. El penalti fue anotado por Borja.

Con el resultado en contra, el Madrid tuvo que sacar la vergüenza torera y buscar el empate. El Alicante notó el bajón físico y el Madrid buscó con mucho más ahínco la portería de Ricardo. La insistencia blanca acabó por darle resultado. En un saque de esquina fue Balboa el que cabeceó el definitivo empate a uno.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios