Andalucía unirá 50 grandes proyectos de I+D+i para captar 600 millones

  • La región los aglutinará en un paquete para agilizar su tramitación y comprometer cuanto antes las ayudas de 1.000 millones del Fondo Tecnológico, que expira en 2013 · En dos años, ha logrado incentivos por 176 millones

Comentarios 8

Andalucía se ha puesto las pilas para aprovechar el aluvión de millones a su alcance para financiar proyectos de I+D+i (investigación, desarrollo e innovación). La comunidad opta a 1.000 millones de euros del Fondo Tecnológico -cofinanciados por fondos estructurales de la UE y el Gobierno español- hasta 2013, pero la clave para disponer de ese dinero está en que presente iniciativas de calidad que atraigan esos incentivos.

Hasta el momento, y teniendo en cuenta que el Fondo se lanzó en 2007 pero no arrancó hasta finales de 2008, la región ha logrado que 57 proyectos empresariales de I+D+i hayan captado 176,4 millones. O lo que es lo mismo, en dos años -hasta el cierre de 2010-, la comunidad absorbió el 18% de los incentivos que están a su disposición -los 1.000 mencionados-.

A simple vista puede parecer que el ritmo de captación de las ayudas es insuficiente para completar el montante global de aquí a finales de 2013. Y es que, si en dos ejercicios se han aprobado 176 millones, en los tres que faltan, se lograrían en torno a 260, lo que daría una cifra total de más de 400 millones, que se quedarían muy lejos de los 1.000 a los que se aspira. Sin embargo, estos cálculos no son del todo acertados, ya que no contemplan el as que Andalucía se guarda bajo la manga: la agrupación de grandes proyectos en un solo paquete para que su tramitación sea más rápida y, por lo tanto, se puedan comprometer unos 500 ó 600 millones de euros lo antes posible. De esta forma, la comunidad llegaría en plazo a agotar todas las ayudas del Fondo.

"Andalucía está cumpliendo objetivos al captar los fondos que le corresponden a un ritmo muy superior a otras comunidades", asegura Carlos García, técnico de la Corporación Tecnológica de Andalucía (CTA), organismo encargado, junto a la Agencia IDEA, de impulsar y coordinar los proyectos andaluces que optan al Fondo Tecnológico. Y ello a pesar de que el proceso ha estado lastrado por dos factores: un arranque tardío y una tramitación lenta de las iniciativas de mayor envergadura.

El programa empezó a caminar con un año de retraso, a finales de 2008, por la dificultad de aplicar los fondos Feder -el Fondo Tecnológico es una partida especial de aquéllos- al entorno de la innovación. Aquéllos estaban pensados para proyectos de obra civil o grandes inversiones productivas, y adaptarlos a este tipo de iniciativas llevó su tiempo. Junto a ello, otra de las cosas que ha frenado una mayor captación de incentivos es la burocracia que rodea a la tramitación de los grandes proyectos. La aprobación de los pequeños es más sencilla porque sólo requiere del visto bueno del Estado donde se desarrollan, pero los de alto presupuesto tienen que pasar dos filtros, el de su país y el de la Comisión Europea, lo que ralentiza todo el proceso.

La solución que se ha encontrado a esta traba desde la Consejería de Economía, Innovación y Ciencia es la de englobar en un único paquete grandes proyectos que se aprueben de forma conjunta y no de uno en uno que sería mucho más lento. "Ahora mismo se está negociando esta posibilidad entre la Junta de Andalucía y la Administración General del Estado; lo lógico sería que hubiese una decisión al respecto antes de mediados de año", explica Carlos García.

De momento, son 50 iniciativas -con presupuestos que superan los cuatro millones de euros- las que integran ese megaproyecto que sería capaz de captar entre 500 y 600 millones del Fondo Tecnológico. Pero, ¿qué tipo de empresas se incluyen en este paquete? Fundamentalmente, las que tienen mayor facilidad para arrastrar una gran inversión, de sectores como el energético, el aeronáutico, o el de infraestructuras y transportes.

En resumidas cuentas, los planes de la Junta pasan por que la mitad de los 1.000 millones del Fondo Tecnológico se capten antes de 2013 de forma ordinaria -gracias a proyectos integrados, de pymes y de cooperación interempresas- y la otra mitad de forma extraordinaria gracias a esta cartera de proyectos de envergadura.

La normativa comunitaria prevé que, si a mitad del periodo de ejecución del Fondo Tecnológico, es decir, este año, las comunidades no han comprometido toda la dotación presupuestaria a su disposición, se producirá un reajuste en favor de aquéllas regiones con mayor demanda. "Hoy con la cartera viva de proyectos que tenemos y las previsiones de futuro, en absoluto se contempla este supuesto para Andalucía", sentencia el técnico de la CTA.

De los 1.000 millones que pueden recalar en Andalucía, 400 son con cargo al Fondo Tecnológico de la UE y otros 600 los aporta el CDTI (Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial), encargado de aprobar los proyectos que se financiarán. Todos ellos se articulan a través del Programa Insignia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios