Puigdemont vuelve a rechazar el diálogo y lanza otro órdago al Estado

  • El 'president' hace caso omiso al llamamiento del Gobierno para tender puentes y reta al Constitucional al publicar la web con los colegios electorales para votar.

Comentarios 6

El Gobierno se puso la piel de cordero este jueves por la mañana con el ánimo de tender puentes con los independentistas catalanes después del zarpazo policial de la víspera, con la detención de 14 cargos de la Generalitat vinculados al referéndum ilegal del 1 de octubre y el decomiso de cerca de 10 millones de papeletas, pero horas más tarde ese mensaje saltó por los aires con la decisión de Carles Puigdemont de lanzar otro órdago al Estado y publicar la web con los colegios electorales en los que se podrá votar.

También la presidenta del PSOE, Cristina Narbona, instó a los secesionistas a abandonar el camino y retomar el diálogo para alcanzar un acuerdo favorable para las dos partes. Las pretendidas palabras de acercamiento con el Govern de varios ministros del Ejecutivo como Rafael Catalá, Íñigo Méndez de Vigo y Luis de Guindos quedaron vacías de contenido tras la medida anunciada por el president.

Catalá mostró la disposición del Gobierno a dialogar sobre "todo lo que permita una convivencia democrática entre los españoles", incluso de "reformar la Constitución", pero con una "línea roja": la celebración de un referéndum unilateral. "Un referéndum en el que sólo participa una parte de la población es contrario a los valores democráticos. Eso no existe en ninguna Constitución occidental", dijo en la Ser.

En la misma línea se expresó Méndez de Vigo, quien apuntó que el Ejecutivo hablará con el resto de grupos políticos después del 1 de octubre y estudiará todas las propuestas de diálogo que puedan plantearse sobre Cataluña. El portavoz del Gobierno reiteró que la consulta no se celebrará y aserguró que el Ejecutivo ha estado dispuesto al diálogo "desde el primer momento". "Ha querido dialogar con los 45 temas que el presidente Mas puso sobre la mesa en su momento y vamos a seguir dialogando en aquellos temas que interesan a todos lo catalanes", afirmó.

De Guindos habló directamente de mejorar las condiciones económicas para las arcas catalanas. El ministro de Economía explicó que el Gobierno estaría dispuesto a negociar una mayor oferta de dinero y autonomía financiera a Cataluña si la región desiste de sus "planes de independencia", en una entrevista publicada en el Financial Times. "Una vez se abandonen los planes de independencia, podemos hablar. Cataluña ya tiene mucha autonomía, pero podríamos hablar de una reforma del sistema de financiación y de otros asuntos", manifestó.

Narbona instó a Puigdemont a desconvocar ya el referéndum, "cuanto antes mejor", y que, "de forma inmediata", se pueda garantizar la apertura de un espacio de diálogo político.

De nada sirvieron los llamamientos del Gobierno ni del PSOE. El president hizo caso omiso y difundió a través de Twitter un enlace en el que los ciudadanos pueden consultar en qué colegio electoral podrán votar si el 1 de octubre el Govern consigue que se celebre la consulta. De esta forma, el Ejecutivo catalán pone en marcha una web que desvela el listado de locales de votación que tiene previsto abrir el día de la consulta. Desde su cuenta personal, Puigdemont anunció el dominio recién abierto e invitó a la ciudadanía a consultar su local de votación: "¿Dónde se podrá votar el próximo día 1 de octubre? En esta web encontrarás el lugar donde te corresponde: onvotar.garantiespelreferendum.com".

El enlace dirige a una web del Referéndum 2017, una de cuyas pestañas es "Dónde votar", donde el usuario debe introducir su número de DNI, fecha de nacimiento y código postal para averiguar qué colegio electoral le ha sido asignado de cara al 1-O.

Después de que la Guardia Civil se incautara de cerca de 10 millones de papeletas, el conseller de la Presidencia, Jordi Turull, reconoció que "el Estado nos está reventando todas las garantías" de la votación.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios