También hay crisis en la F-1

  • Red Bull presentó el RB5 en Jerez sin la fastuosidad de antaño

Algunos minutos más tarde de lo que inicialmente el propio equipo había indicado, el alemán Sebastian Vettel y el australiano Mark Webber retiraban la lona azul que cubría en el pit-lane el nuevo Red Bull Racing, denominado RB5 y que ayer se daba a conocer mundialmente en el Circuito de Jerez. Fue una presentación sin los fastos de hasta hace poco, cuando los presupuestos de los equipos del Mundial de F-1 parecían no tener limite.

En esta ocasión, la presentación mundial se redujo a retirar la lona que cubría el coche, tomar las instantáneas al lado del monoplaza a los pilotos oficiales, responsable del equipo y diseñador, además de algunas entrevistas concertadas con los pilotos. Así fue la jornada de presentación del nuevo RB5 motorizado de nuevo por Renault, que dos horas más tarde salía a pista por primera vez para completar la típica vuelta de instalación y revisión a los mandos de Sebastian Vettel para comprobar que todo funcionaba correctamente.

Posteriormente, no sería una jornada demasiado productiva para el equipo dado que no llegó a la quincena los giros realizados por el alemán. Además, a media jornada aparecieron los problemas habituales de juventud en los monoplazas con una parada en pista en la chicane que prácticamente dio por finalizado el debut del coche en el día de ayer con Vettel al volante.

El coche diseñado por Adrian Newer adopta las nuevas normas que rigen para el Mundial 2009: un alerón delantero largo y bajo en contraste con el trasero, más alto y estrecho. El monoplaza cuenta con un motor Renault, que ha podido ser evolucionado ligeramente después de que el fabricante francés recibiera autorización de la Federación Internacional de Automovilismo (FIA) para ello.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios