Fútbol l Tercera División

Carlos Fontana por fin 'ficha' al central deseado

  • Servando marcó un gol, cuajó un buen partido frente al Chiclana, y dice que "no me sentí extraño jugando atrás"

Comentarios 2

Carlos Fontana venía solicitando desde hace tiempo el fichaje de un defensa central para que su plantilla quedara compensada, pero tras la baja de Mere ningún refuerzo en el mercado de invierno reunía las características deseadas por el técnico. Por ello, Fontana decidió el sábado volver a reconvertir al centrocampista Servando en defensa y la idea no pudo salir mejor, y es que además de cumplir sin problemas a la hora de destruir el isleño fue el autor del gol con el que el Jerez Industrial se adelantó en el marcador.

En principio Servando reconoce que "me gusta más jugar en el centro del campo porque en esa parcela se puede intervenir más en el juego y además las oportunidades de sumarse al ataque son mayores, pero en esta plantilla hay mucha competencia y lo importante es jugar donde sea y por supuesto no tendré ningún problema si el míster cree que tengo que continuar en el puesto de central".

Servando entiende, por otro lado, que "todos los equipos pasan por un bache a lo largo de la temporada, aunque lo nuestro más que un bache fue un socavón. Lo importante es que hemos reaccionado a tiempo, aunque ni mucho menos podemos volver a tropezar en la misma piedra y pensar que ya hay algo conseguido".

Aunque sus palabras delatan cierta prudencia, Servando cree que "muy mal se nos tienen que dar las cosas para no clasificarnos entre los cuatro primeros. Lo de ascender es otra cosa porque influyen muchas circunstancias".

El industrialista reconoce que la plantilla ha soportado algunas broncas: "A nadie le gusta que le echen una bronca pero también es normal que el míster y el presidente estuvieran disgustados. Además, los jugadores somos los primeros que nos tenemos que exigir a nosotros mismos porque somos los más interesados".

Servando llegó al Jerez Industrial durante el mercado de invierno de la pasada temporada, concretamente en enero. Su presencia en la plantilla industrialista, sin embargo, no estuvo asegurada hasta bien avanzada la pretemporada del verano pasado, pero finalmente llegó a un acuerdo con Ricardo García y selló su continuidad.

A pesar de tratarse de un jugador joven, 24 años, Servando ya sabe lo que es jugar en Segunda B, donde el isleño vistió las camisetas del Díter Zafra y Real Oviedo, además de su paso por el equipo de Tercera División del Atlético de Madrid.

De momento la apuesta de la entidad blanquiazul por renovarle ha salido bien, y es que Servando es uno de los jugadores que cuenta con la total confianza del entrenador.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios