Le Pen pide el voto a los electores del izquierdista Mélenchon

  • La candidata ultraderechista insta a los franceses a "dejar de lado las divergencias porque el peligro es demasiado fuerte"

La candidata ultraderechista a la Presidencia francesa, Marine Le Pen, pidió ayer el voto a los electores del izquierdista Jean-Luc Mélenchon para frenar el "peligro" que, según ella, representa su rival en la segunda vuelta del 7 de mayo, el socioliberal Emmanuel Macron.

"Pongamos nuestras divergencias de lado. Tendremos tiempo después de las elecciones de retomar las discusiones sobre los temas de fondo. Luchemos hoy contra ese punto crucial. No es posible dejarle a Macron los mandos de Francia", afirmó en un vídeo colgado en su cuenta de la red social Twitter.

Le Pen advirtió de que "el peligro es demasiado fuerte": "Sé que sois más fuertes que toda la oligarquía que me grita a mí, pero también a vosotros. Pasemos página".

La antigua líder del Frente Nacional (FN), que se apartó temporalmente de su presidencia para centrarse en la campaña, repitió que el ex ministro de Finanzas "es un banquero que representa esas finanzas arrogantes que (el presidente socialista, François) Hollande prometió combatir y finalmente dejó prosperar".

"Se negará a aportar la mínima protección a los asalariados. Yo haré lo contrario", aseguró a los algo más de siete millones de personas que en la primera ronda del 23 de abril votaron por Mélenchon, el líder de La Francia Insumisa.

Le Pen admitió que mantiene con Mélenchon "desacuerdos sobre temas de fondo", pero señaló a los seguidores del izquierdista que el proyecto de Macron está "en las antípodas" de los planes de su candidato.

"No representa el cambio. Es una continuidad e incluso un agravamiento del quinquenio de Hollande", añadió en esa intervención grabada, en la que reiteró su intención de negociar con Bruselas para que los franceses "retomen el control de su destino" y la de tener buenas relaciones con Rusia, lo "contrario a lo que piensa Macron".

El voto de la militancia del izquierdista fue reclamado el jueves también de forma directa por Macron, quien reconoció que, pese a sus diferencias, en su programa "hay respuestas a problemáticas que son suyas en términos de poder de adquisición o ecología".

Mélenchon, que en la primera vuelta quedó en el cuarto puesto, por detrás de Macron, Le Pen y el conservador François Fillon, dijo ayer que irá a votar en la segunda vuelta pero no precisó por quién ni dio a sus seguidores ninguna consigna al respecto. "Los electores no me necesitan para decidir", estimó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios