enfoque de domingo · Las playas en estado de revista

Cádiz Beach

  • Chequeo al estado de los 252 kilómetros de litoral en el arranque de la temporada de verano

  • Más de 500 personas ya trabajan en salvamento y salud

La playa de La Barrosa repleta de usuarios en una instantánea del pasado año. La playa de La Barrosa repleta de usuarios en una instantánea del pasado año.

La playa de La Barrosa repleta de usuarios en una instantánea del pasado año. / Román Ríos

La temporada de verano ya ha empezado en los 252 kilómetros de litoral de la provincia, la mayor extensión de Andalucía en un cruce mares y corrientes que hace que algunas de sus playas sean especialmente peligrosas. Más de medio millar de profesionales están dedicados a la tarea de salvamento y atención sanitaria a lo largo de ella. Las principales playas estarán dotadas de desfibriladores y puestos de socorro con UVI móvil. Quien quiera adentrarse en playas más recónditas no encontrará estos servicios. El pasado año murieron 15 personas en nuestras playas. Un tercio ocurrió en playas tan dotadas como Camposoto, La Barrosa o Valdelagrana.

En Chiclana, sus dos principales playas (La Barrosa y Sancti Petri) la plantilla de Salvamento es de 27 personas. Además, se contará con una UVI móvil, un puesto de socorro en el Novo Sancti Petri y otro en la playa de Sancti Petri.

El concejal de Seguridad de El Puerto, Ángel M. González, explica que en el pliego de condiciones del servicio de socorrismo y salvamento indica a la empresa que tiene que adecuarse a la normativa de la Junta, de manera que la empresa dispone de un desfibrilador para la UVI móvil que está específicamente para atender a las playas. El Ayuntamiento lo complementa con otro desfibrilador que va en el vehículo de Protección Civil.

La playa de San Fernando de Camposoto cuenta con un operativo de vigilancia y salvamento que integra una treintena de efectivos y que incluye más de 20.000 horas de servicio para temporada. Pero este completo operativo se ciñe a la zona acotada para el baño, pese a que muchos se alejan de este espacio hacia la Punta del Boquerón. El coordinador de Protección Civil, Miguel Téllez, señala que uno de los problemas con los que se encuentran es que algunos bañistas no respetan las indicaciones de peligro. "Izas la bandera roja que prohíbe el baño pero hacen caso omiso", advierte.

Barbate contará con un dispositivo de emergencias coordinado por efectivos locales de Protección Civil y en Zahara habrá dos socorristas en tierra y otros dos con patrón en una embarcación. Una zodiac Charlie 0, con patrón y dos socorristas, dará cobertura a todo el término municipal. Cada puesto contará con un desfibrilador.

En Conil, el Ayuntamiento ha dispuesto un servicio de socorrismo que se repartirá por la playa de Los Bateles con una Zodiac, tres socorristas, cuatro voluntarios de Protección Civil y un enfermero. Se contará con un equipo desfibrilador en la Fontanilla, Roche y Los Bateles, además de uno portátil.

Vejer tiene nueve socorristas, un coordinador y siete sanitarios que se repartirán por cuatro zonas de vigilancia. Los servicios son municipales con la contratación de una ambulancia que lleva instalada un desfibrilador fijo y otro móvil.

Chipiona tiene uno de los mayores despliegues. Casi un centenar de profesionales velarán por la seguridad de sus playas, entre equipos de salvamento acuático, socorristas y enfermeros, además de los voluntarios de Protección Civil. El Ayuntamiento adjudica los servicios a tres empresas para que trabajen en toda la costa chipionera, que tiene cinco playas con banderas azules. Todas ellas contarán con desfibriladores, por lo que serán playas cardioprotegidas. Sin embargo, la playa de Montijo sólo será atendida por voluntarios.

Las playas de Rota disponen de balizamiento para la seguridad tanto de los bañistas como de los deportistas y las embarcaciones. Protección Civil realiza las labores de prevención y salvamento con el apoyo de "personal de botiquín".

El Ayuntamiento de Sanlúcar destina casi 800.000 euros para los servicios del litoral. El puesto de socorro, en el Balneario, contará con un enfermero y una ambulancia dotada de un desfibrilador. En el servicio de rescate y salvamento participarán 20 personas.

En Cádiz, el Ayuntamiento municipalizará el servicio a mitad de temporada. El servicio se divide en cinco zonas gemelas, tres en La Victoria, uno en Santa María del Mar y otro en La Caleta, cada uno dotado de dos socorristas, patrón y personal médico con desfbrilador en cada uno de esos puntos. Para Cortadura, la playa más peligrosa, hay un sistema algo distinto con tres torretas de vigía repartidas y centralizado el dispositivo en el Balneario. Además otros puntos tienen socorristas dedicados a la ayuda a discapacitados.

En Tarifa, con playas muy dispersas y potencialmente peligrosas, el Ayuntamiento ha optado por formar a sus propios socorristas tras reconocer en pasadas temporadas que necesitaban más personal especializado. Este verano tendrá 45 socorristas.

La empresa Socoservis es la que lleva el servicio de Salvamento y atención médica en La Línea y San Roque. El año pasado, de mucho Levante, tuvieron que realizar 52 rescates. En Algeciras Acuaform redactó un protocolo de salvamento y en colaboración con la empresa de socorristas Vigía 33 se logró para Getares en años pasados el premio a la playa más segura.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios