Intoxicación masiva en el Carnaval

Un fallecido entre los intoxicados de salmonelosis en un bar

  • El joven de 26 años tenía problemas cardiacos e ingresó el domingo en estado grave en el Puerta del Mar. 61 damnificados, 13 de ellos ingresados, por ingerir tortillas en el céntrico bar.

Comentarios 29

El joven de 26 años se llamaba Rubén Romero De la Torre, natural de Cádiz. Rubén fue una de las muchas personas que el sábado se acercaron al restaurante Grimaldi, en la calle Libertad, para pedir un bocadillo de “tortilla casera”. La misma que ha desencadenado que haya 64afectados por salmonela en Cádiz, de los cuales 21 han sido hospitalizados, según ha confirmado esta mañana fuentes oficiales del SAS.

Rubén no murió como consecuencia directa de la salmonelosis que le provocó el mal estado de los alimentos. De hecho, las investigaciones aún buscan cómo encajar la culpabilidad de la salmonelosis en la muerte de Rubén Romero.

Fuentes del Hospital Universitario Puerta del Mar reconocieron ayer a este medio que el joven arrastraba algunas patologías crónicas y que esto hizo imposible salvarlo tras sufrir un fallo multiorgánico. En la mañana del domingo, acudió a un ambulatorio de la localidad isleña, donde se le diagnosticó una infección alimentaria y se le envió a su casa, donde su estado fue empeorando hasta tal punto que una ambulancia del 061 tuvo que trasladarlo al Puerta del Mar ya en la tarde del domingo. Ingresó en el centro en mal estado por el servicio de urgencias, donde su estado fue a peor y se hizo necesario ingresarlo en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI). Allí los sanitarios intentaron hacer todo lo que estuvo en su mano por recuperarlo pero un fallo multiorgánico acabó con su vida a primeras horas de ayer lunes. Fuentes hospitalarias destacaron la rapidez con la que Salud Pública activó el procedimiento habitual para estos casos, entre los que destaca la clausura del establecimiento donde se cree que puede estar el foco de la infección por salmonelosis, que parece estar en unas tortillas. “Es lamentable que haya ocurrido esto en Cádiz, cuando en Andalucía está prohibido utilizar huevos que no estén pasteurizados en las cocinas profesionales”, dijeron desde el hospital.

El forense ha abierto una investigación para intentar esclarecer la secuencia de los hechos, aunque todo apunta a una salmonela como la causa del cuadro de vómitos y diarreas que han sufrido medio centenar de personas. “Una treintena de ellas han sido atendidas ya en el hospital y otras muchas más han recibido tratamiento en su casa”, aseveraron fuentes hospitalarias, que reconocían ayer al filo de las ocho de la tarde que seguía apareciendo gente enferma que había consumido en este mismo establecimiento.

Por su parte, el Ayuntamiento de Cádiz ha transmitido públicamente sus condolencias a los familiares del joven de 26 años y ha pedido que la investigación determine si su muerte tiene relación con la intoxicación. 

El restaurante Grimaldi se encuentra cerrado desde ayer como consecuencia de la venta de productos en mal estado. Según confirmaron esta misma mañana fuentes del SAS, hay 64 intoxicados por salmonela, 21 de ellos  hospitalizados. Entre los pacientes ingresados no hay ninguno en estado grave, aseguran desde la Junta. Desde la clausura del local, técnicos de la Junta investigan cómo pudo producirse el contagio. A falta de esclarecer más detalles, la Junta esperará al resultado de los análisis para definir qué tipo de salmonelosis perjudicó a los consumidores. Según fuentes consultadas, el foco de la infección proviene de unas tortillas que el establecimiento estuvo comercializando desde el sábado.

El restaurante Grimaldi estará clausurado hasta nueva orden y quedará a expensas de que los técnicos sanitarios de la Junta terminen su revisión del local y sus productos para determinar la causa de las infecciones en cadena. Hasta ahora, el establecimiento no tenía ningún expediente de Sanidad. Aún no hay detalles sobre las posibles multas económicas y tampoco se sabe si los damnificados interpondrán denuncias ante la Policía Nacional.

Con respecto a seguridad alimentaria, la Junta explica en una guía rápida que está prohibido utilizar huevos frescos en la elaboración de mayonesas y otras salsas que se elaboren y consuman sin calentar. Asimismo, recuerda que no se pueden tener los alimentos con huevo más de 24 horas. Los afectados estuvieron accediendo a las tortillas desde el sábado hasta el domingo. Por su parte, la Unión de Consumidores de Cádiz pide que se aclaren los hechos sobre la intoxicación alimentaria que ha sido cerrado por técnicos de la Consejería de Salud, y dice que prestará asistencia jurídica a los afectados. Además, instan desde esta asociación a endurecer los controles pertinentes de sanidad para evitar que se reproduzcan estos casos en fiestas como los carnavales.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios