novedad en el martes santo

San Benito, de estreno

  • La Clemencia saca a la calle por fin su palio, un hito que asienta un crecimiento tranquilo y gradual

Ángel Heredia, actual hermano mayor de la Clemencia, ante el paso de palio de Salud y Esperanza. Ángel Heredia, actual hermano mayor de la Clemencia, ante el paso de palio de Salud y Esperanza.

Ángel Heredia, actual hermano mayor de la Clemencia, ante el paso de palio de Salud y Esperanza. / José contreras

Muchos nervios. Eso es lo que se sentía ayer en la Iglesia de San Benito, donde se ultimaba la preparación para que la Hermandad de La Clemencia salga esta tarde a la calle con el palio de María Santísima de Salud y Esperanza. Como es lógico, cualquier día previo a la estación de penitencia es siempre mucha presión. Pero la cofradía de San Benito está hoy de estreno y eso es siempre un 'plus'. Su hermano mayor, Ángel Heredia, se encontraba en pleno bucle de sensaciones. "Hemos completado lo que anhelábamos. Cuando se acomete un proyecto de esta envergadura, el esfuerzo humano es importante. La gente está muy ilusionada. Cada año que se quedaba la Virgen en casa se sentía una cierta nostalgia y por fin está colmada nuestra ilusión", señalaba.

La talla es obra de Salvador Madroñal y hace unos quince años que está en posesión de la hermandad. "Yo dije que hasta que no tuviéramos un número importante de nazarenos, que no sacáramos el palio. Hace dos años ya superamos los 200 y fue entonces cuando emprendimos esto. Ahora somos 250 y tenemos un cortejo digno".

Los varales del palio muestran inscripciones de aquellos santos que guardan una mayor devoción hacia la Virgen María. Y el palio portará los cuatro dogmas. El más antiguo, el Theotokos, "que significa que es Madre de Dios y eso nos hace hermanos de Cristo", irá en una tabla obra de José Luis Romeral. Asimismo, éste será el segundo año en el que la cofradía haga una 'revirá' a las puertas del centro de salud de San Benito. "Lo hará también el palio este año, para pedir por los enfermos". Además, se ha preparado una 'petalada' en Tornería y se estrenas los candelabros de cola. Las túnicas para ambos pasos será la misma. El manto, de color verde esperanza, ha sido elaborado por las monjas del Perpetuo Socorro. "Aunque había tres que cosían mejor, todas pidieron a la Madre Superiora dar al menos una puntada".

Por delante le queda hoy una jornada a los 870 hermanos de muchísimo fervor. "Ahora nos toca un par de añitos de reflexión. Vamos a fomentar la vida de la hermandad, además de realizar a partir de Semana Santa una gran obra social en el barrio. Es un regalo que, como yo digo, nos ha hecho la Virgen", cerraba Heredia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios