Jerez

Palos Blancos recuerda la figura de Antonio Sanz Zamorano con un 'Parque Andaluz'

  • La asociación de vecinos y el Ayuntamiento descubren un monolito en homenaje al exconcejal, profesor y escritor jerezano

Comentarios 3

Se fue hace algo más de un año, aunque siempre estará aquí. La asociación de vecinos Palos Blancos rindió ayer su particular homenaje en memoria de Antonio Sanz Zamorano, exconcejal del Ayuntamiento de Jerez, profesor y escritor jerezano fallecido el 11 de enero de 2012. Un reconocimiento en el que estuvieron presentes su hijo, el senador y parlamentario andaluz del Partido Popular (PP), Antonio Sanz, acompañado de sus familiares, así como autoridades, entre las que se encontraba la alcaldesa, María José García-Pelayo, y el dirigente del PP Javier Arenas, así como vecinos y amigos.

Este recuerdo responde a una petición popular, aprobada por la Junta de Gobierno Local el pasado 15 de junio de 2012, que consistió en la inauguración oficial del parque urbano situado entre la barriada San Jerónimo, la antigua Nacional IV y Pozo Albero, que ha recibido la denominación de 'Parque Andaluz dedicado a Antonio Sanz Zamorano'. Asimismo, también se procedió a descubrir un monolito instalado en la zona del parque más cercana a la avenida de Espera. Este atril está revestido de una placa en la que se recuerda que han sido los propios vecinos de esta zona de la ciudad los que pidieron que este parque recibiera este nombre.

Una vez descubierta la escultura, la poetisa Conchi del Blanco Bernal dio lectura al poema cuya última estrofa está escrita en el propio monolito. Posteriormente, y en nombre de la familia, Antonio Sanz tuvo palabras de agradecimiento a la asociación y al Ayuntamiento por este homenaje y la poetisa Vicenta Guerra recitó una poesía relacionada con el Día de Andalucía. Tras unas palabras de la alcaldesa, en las que destacó la figura de Sanz Zamorano tanto a nivel humano como profesional, y en las que agradeció al presidente de la asociación Palos Blancos y a los vecinos haberle propuesto este reconocimiento, el acto tuvo como broche final la interpretación del Himno de Andalucía. Hay que destacar que para que este homenaje sea toda una realidad, la asociación de vecinos Palos Blancos ha contado con la colaboración del Ayuntamiento, que al margen de autorizar la instalación del monolito, ha llevado a cabo también su colocación.

En relación a la figura de Antonio Sanz Zamorano, cabe recordar que nació en Cádiz en 1937, aunque vivió en nuestra ciudad desde que tenía 7 años. Fue profesor durante más de 42 años y recibió, con motivo de su jubilación, la Cruz de Alfonso X El Sabio, concedida por el Ministerio de Educación, pero a propuesta de la Junta de Andalucía. Fue el primer comisario de la Fiesta de la Vendimia, Caballero de la Orden del Carmen y Medalla de Oro de la Hermandad de la Sagrada Lanzada. Asimismo, fue concejal-delegado de Cultura, Deportes y Educación durante los años 1972 y 1979 del Ayuntamiento de Jerez, junto a los alcaldes Juan Corchado, Manuel Cantos Ropero y Jesús Mantaras.

Los últimos cuatro años, antes de jubilarse, fue director del colegio Alfonso X El Sabio. Allí creó el primer laboratorio para que los chavales hicieran prácticas, que fue una importante aportación para la época. En iniciativas como ésta se reflejaba que eran constantes sus deseos de renovación de la educación. Y es que era un hombre que funcionaba a golpe de metas, que su empeño y tesón además hacían realidad. Y así fue hasta el final. De hecho, su sueño era la recuperación de su querida Fiesta de la Vendimia, para la que creó tiempo atrás una Comisión que él mismo deseaba que le sobreviviera. Ha sido la virtud de su humanidad la que le ha hecho inmortal.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios