Jerez

Consejo Regulador y Fedejerez rechazan de plano la secesión de la manzanilla

  • Dicen que la independencia del vino sanluqueño es del todo inviable

  • La patronal bodeguera invita a los manzanilleros del 'Bag in Box' a abandonar la Denominación si no respetan las normas

El Marco de Jerez no sale de su asombro ante el cariz que está adquiriendo el conflicto del 'Bag in Box' y todo lo que lo rodea. El Consejo Regulador y Fedejerez fueron ayer tajantes en su rechazo a las aspiraciones secesionistas del grupo de bodegas de Sanlúcar que, ante la suspensión cautelar de la comercialización de los vinos amparados en el envase de cartón, han solicitado al Ayuntamiento sanluqueño que estudie la viabilidad de constituir un consejo regulador independiente para la manzanilla.

La noticia fue recibida ayer con sorpresa y malestar por parte de la institución jerezana del vino y la patronal bodeguera, que no sólo ven disparatada la posibilidad de que el vino sanluqueño se independice del único Consejo Regulador que hay para todo el Marco y bajo el que conviven las denominaciones de origen Jerez-Xérez-Sherry y Manzanilla de Sanlúcar -además de la del Vinagre de Jerez-, sino que advierten de las consecuencias y el daño que tienen estos arrebatos para los productos amparados.

El Consejo y Fedejerez ponen el acento en la minoría que representan las bodegas partidarias del 'Bag in Box', cuyas ventas conjuntas apenas suponen un 25% de la comercialización de manzanilla y menos del 5% de las salidas totales de los vinos amparados. Y en este sentido, ambas instituciones entienden que ni los manzanilleros que promueven la escisión ni el Ayuntamiento de Sanlúcar están legitimados ni para plantear la pretendida independencia de la manzanilla.

"Puede entenderse que las tres bodegas afectadas por el auto judicial que suspende la posibilidad de envasar manzanilla en Bag in Box puedan estar contrariadas, pero no es de recibo que, ante estas circunstancias, se acuda al alcalde -en alusión a Víctor Mora, regidor de Sanlúcar con el que se reunieron los defensores del 'Bag in Box' el martes- para que estudie la viabilidad de constituir un consejo regulador independiente para la Denominación de Origen Manzanilla-Sanlúcar de Barrameda, algo para lo que no tiene ni competencias ni legitimidad", señala el Consejo del vino en un comunicado.

En todo caso, el Consejo Regulador sostiene que una "eventual escisión" en los términos referidos "sólo podría plantearse como una decisión consensuada por todos los legítimos protagonistas de la DO de la manzanilla, los viticultores y bodegueros inscritos, y siempre a través de los cauces legalmente previstos para ello, que desde luego no son los del Ayuntamiento de Sanlúcar".

En la misma línea, el presidente de Fedejerez, Evaristo Babé, manifestó ayer que "ni un Ayuntamiento ni una minoría de quienes comercializan un producto amparado tienen competencias para hacer estos planteamientos", por lo que invitó a las bodegas en discordia a abandonar la DO si no están de acuerdo con las limitaciones legales que ésta comporta.

Al presidente de la federación de bodegas del Marco de Jerez le parece "lamentable y muy perjudicial" todo este asunto, por lo que considera que "si esto sigue así, el Consejo deberá adoptar otras medidas -el abanico abarca desde la expulsión de un operador a nuevas acciones judiciales- para intentar evitar los daños que se están causando a la DO y que pueden llegar a ser de imposible o muy difícil reparación", como ya apuntaba el Tribunal Superior de Justicia en el auto de medidas cautelares sobre la comercialización de vinos amparados en 'Bag in Box'.

A juicio de Babé, y en aras de "decir las cosas como son en lugar de lanzar mensajes que generan confusión", los bodegueros y los políticos en cuestión "deberían informarse mejor antes de hacer planteamientos inviables jurídicamente y ser más prudentes ante los perjuicios que determinadas manifestaciones ocasionan a la DO".

Al hilo de la posible movilización del pueblo de Sanlúcar en defensa del 'Bag in Box', el presidente de la patronal apeló a "la responsabilidad y a la prudencia" que deben regir "los actos y declaraciones de los operadores y las administraciones públicas" para "no promover una dinámica populista en la que prime la demagogia sobre el rigor y el respeto al ordenamiento jurídico", declaraciones dirigidas con "todo el respeto hacia quienes pueden legítimamente discrepar" y "sin ánimo de promover falsos enfrentamientos".

En este sentido, Babé discrepa de que tras la polémica del 'Bag in Box', "como parece ser han manifestado", haya un enfrentamiento entre el fino y la manzanilla, ni entre Jerez y Sanlúcar, ni entre las grandes y las pequeñas bodegas. Nada más lejos de la realidad, dejó entrever el presidente de Fedejerez, quien recordó que "Jerez y Sanlúcar -con sus vinos y sus bodegas- forman parte muy importante, junto a El Puerto y otras ciudades del entorno, del denominado Marco de Jerez". En consecuencia, el presidente de la federación de bodegas apostilló que "no es justo ni bueno alimentar un discurso victimista cuando el debate es y debe ser estrictamente jurídico".

El Consejo Regulador vela por igual por todos y cada uno de los productos amparados por las denominaciones de origen bajo su protección, labor de la que también da cuenta Babé al destacar el "magnífico trabajo en defensa de la calidad y del prestigio de la manzanilla" que realiza la institución jerezana del vino, que como a todo Consejo Regulador, corresponde "la responsabilidad de defender la buena fama y reputación de un producto amparado por una DO".

Así lo entiende, también, la institución del vino, quien augura un "futuro brillante" para la manzanilla a tenor de su evolución favorable, de las más positivas entre los vinos amparados, según constata "con orgullo" el Consejo. Según las estadísticas sobre salidas de las bodegas que elabora la institución, en 2015 se comercializaron algo más de siete millones de litros de manzanilla, que suponen casi el 20% de las ventas totales de vinos amparados. "Y ello es así, sin duda, gracias a los esfuerzos de todos los operadores, de las bodegas productoras de Sanlúcar, de las bodegas comercializadoras de todo el Marco y -en menor medida-, de la labor desarrollada por el propio Consejo Regulador".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios