Fútbol | Tercera División

El Xerez CD no pasa de un triste empate en Guadalcacín (1-1)

  • Fran Jiménez adelanta en la primera parte a los de Mendoza y David Narváez iguala en el tramo final

Parra y Gonzalo intentan frenar al guadalcacileño David Piñero. Parra y Gonzalo intentan frenar al guadalcacileño David Piñero.

Parra y Gonzalo intentan frenar al guadalcacileño David Piñero. / Manuel Aranda

Guadalcacín y Xerez Club Deportivo han empatado a un gol en el Antonio Fernández Marchán, un resultado que no les vale a los locales para paliar su mala situación en la tabla ni a los xerecistas en su afán por aspirar a cotas clasificatorias más altas. Fran Jiménez adelantó a los locales a los veinte minutos de partido al aprovechar un rechace del meta xerecista tras una falta lateral sacada por Rosales. Y en el tramo final del choque, David Narváez cazaba un balón en el área para remachar de cabeza a Lebrón y firmar las tablas.

Con ambos equipos con lo puesto debido a las bajas, el Guadalcacín ha entendido mejor qué requería un partido de estas características. Ya avisaba Jesús Mendoza antes del encuentro que el Xerez CD tenía más calidad y ante esa teórica superioridad, el Guada le ha puesto al partido eso que ahora llaman 'intensidad' y que toda la vida de Dios ha sido garra, coraje y empuje. En efecto, ante un Xerez CD timorato y sin recursos, el Guada salió a morder desde el principio del choque. Galiano y Rosales se bastaron para anular a Carrión: en el centro del campo, Pancy y Luis ganaban una y otra vez sus duelos a Parra y Juanma Aguilar; y arriba, Fran Jiménez peleaba en inferioridad numérica con Salas y Luna y Marín entraba con mucho peligro por la banda izquierda defendida por Guerrero.

El Xerez CD echó en falta el mando de Dani Jurado en el centro de la defensa y la pausa y la creatividad que le da Sergio Narváez al juego de ataque de los azulinos. Pero delante estaba el colista, muy motivado, sí, pero que hasta ahora sólo había sumado un punto en su casa rescatado frente a la Lebrijana.

Salió mejor el conjunto de Jesús Mendoza, más enchufado y con ganas de abrir el marcador. Marín protagonizó la primera jugada de peligro en una internada por la banda derecha marchándose de Guerrero y remontando la línea de fondo para centrar al punto de penalti. Allí, Pablo Pérez recogía el pase y su lanzamiento se topaba con las piernas de Salas y Luna, abortando el intencionado disparo del lateral izquierdo guadalcacileño.

En un campo que no permite florituras, el recurso del balón largo se convierte en necesidad y así llegó el segundo acercamiento de los locales. Saque de Lebrón, Fran Jiménez le gana el salto a Luna y prolonga para que David Piñero, dentro del área, intente una volea que se va por encima del larguero. Fue el segundo aviso de los locales, que marcarían en la siguiente aproximación. La jugada nació de un balón que robó Luis Castillo en la medular, avanzó sin que nadie le saliera al corte y abrió a la izquierda por donde entraba Juanjo. El atacante recortó a Gonzalo y éste lo derribó. En la falta, casi en el pico del área, Rosales colgó cerrado, Fran se quitó el balón como pudo pero el despeje se quedó muy corto y a los pies de Fran Jiménez, que sólo tuvo que empujar al fondo de la red.

El equipo de Nene acusó el golpe y sólo encontraba el recurso del pelotazo para que Carrión ganase por arriba y que algún compañero aprovechara la caída. Pocos argumentos para un equipo que aspira a cotas mayores. El primer disparo a puerta del Xerez CD no llegó hasta el minuto 35, tras una buena jugada de Carrión y un lanzamiento flojo y al centro de Juanma Aguilar. Con todo, el equipo azulino pudo empatar antes del descanso en un lanzamiento de falta directa de David Narváez que buscaba la escuadra derecha de la meta guadalcacileña. Lebrón voló para mandar a córner y evitar la igualada justo antes del descanso.

Tras el intermedio, el Xerez CD salió con algo más de intención y sin rehuir los balones divididos. Tomó algo más de riesgos, justo lo que esperaba el rival para tener más espacios y aprovechar la velocidad de Marín a la espalda de Guerrero. Así estuvo a punto de llegar el 2-0, pero el disparo del atacante guadalcacileño lo desviaba a córner Fran en una buena intervención. Cada vez con más espacios, el Guadalcacín se encontraba cómodo ante un Xerez CD que no sabía por dónde meterle mano. La entrada de Naranjo y del debutante Adrián no cambió la decoración del encuentro. Al contrario, el Guada tuvo otra buena oportunidad en las botas de Marín, cruzándose providencial Juanma Aguilar y robándole el balón cuando ya pisaba el área visitante.

Con veinte minutos por delante, el Guada dio un paso atrás. Fran Jiménez y David Piñero tuvieron que dejar sus puestos exhaustos -antes ya se tuvo que ir lesionado Juanjo- y los locales dejaron de tener referencia atacante arriba, lo que aprovechó el Xerez CD para, ahora sí, embotellar a un rival que, no obstante, seguía defendiéndose con orden. Hasta que a falta de dos minutos para el 90, Alberto sacaba una falta en el centro del campo, Naranjo la ponía en el segundo palo y David Narváez, el más listo de la clase, remataba a gol.

Entonces sí, los azulinos se lanzaron al ataque confiando en un segundo gol que estuvo a punto de llegar si el remate de Salas, tras un saque de esquina y un par de rechaces, no lo hubiera sacado Diego Galiano bajo palos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios