El Gobierno responde a los pescadores que "no hay margen" para más ayudas

  • El sector arrastrero de Almería, Huelva y Cádiz continúa amarrado a puerto

La ministra de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino, Elena Espinosa, subrayó ayer que el Gobierno ha destinado al sector pesquero el "tope máximo" de subvenciones autorizado por la Unión Europea (UE), por lo que actualmente "no tiene margen" para conceder ayudas directas que compensen el alza del precio del combustible. La ministra señaló que la pesca está regulada por la UE y el Gobierno ya consumió el máximo autorizado en ayudas en "la primera crisis que hubo por las mismas circunstancias de incremento de precio de carburantes".

Aun así, Espinosa apuntó que España planteará a la UE, junto con otros países como Francia, Italia o Portugal, que se pueda destinar al sector un porcentaje del Fondo Europeo de la Pesca para atajar esta situación.

Desde Almería, el consejero de Agricultura y Pesca, Martín Soler, instó al sector pesquero, en huelga indefinida desde el viernes, a no limitarse a pedir soluciones a la Administración sino a ser también "corresponsable" porque el pescado es un producto de altísima calidad, con altos precios en las cartas de los restaurantes y, sin embargo, con un precio bajo de salida que, en su opinión, "depende mucho del sector".

Ayer, el sector arrastrero de las provincias de Almería, Huelva y Cádiz continuó con el paro que comenzó la semana pasada, mientras el resto de flota andaluza salió a la mar, según señalaron fuentes del sector.

El patrón mayor de la Cofradía de Pescadores de Isla Cristina (Huelva) y vicepresidente de la Federación Andaluza de Cofradía de Pescadores, Mariano García, reconoció que barcos de modalidades como el cerco y la chirla decidieron retomar ayer la actividad. García dijo que la subida del precio del gasóleo "afecta principalmente a las embarcaciones de mayor capacidad" que a su vez son las que llevan hasta los puertos mayor cantidad de producto, por lo que este paro, de continuar por más tiempo, podría suponer una merma en el abastecimiento que aún no se ha notado en el mercado mayorista.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios