España sólo ha acogido a 1.724 refugiados de los 17.000 previstos

  • Oxfam demandará al Gobierno por alojar a un 10% del cupo a 40 días de que expire el plazo

Una familia de refugiados espera tras su llegada al aeropuerto de Barajas a finales del pasado junio. Una familia de refugiados espera tras su llegada al aeropuerto de Barajas a finales del pasado junio.

Una familia de refugiados espera tras su llegada al aeropuerto de Barajas a finales del pasado junio. / Miguel Berrocal / efe / Archivo

A 40 días de que expire el plazo que tiene España para cumplir con el cupo de acogida de 17.337 refugiados marcado por la UE, tan sólo han llegado 1.724, lo que significa que, para cumplir con su compromiso, antes del 26 de septiembre tienen que llegar 15.613, una media de 390 al día.

Más de 150 organizaciones sociales se han unido bajo el lema Venid ya, una campaña de presión para la acogida de personas refugiadas que recuerda con un marcador la cuenta atrás del compromiso, del que se ha cumplido el 10% de la cifra acordada.

"Las ONG estamos denunciando esta situación y esperamos conseguir una masiva movilización ciudadana de cara a ese 26 de septiembre, pero también hemos hecho mucho trabajo en el Parlamento consiguiendo que PSOE, Ciudadanos y Podemos acordaran un iniciativa para exigir al Gobierno que cumpla con las cuotas, y eso fue después de Navidades cuando aún tenía tiempo suficiente", explica a Efe Lara Contreras, responsable de Incidencia Humanitaria de Oxfam Intermón, organización que lidera esa campaña.

Para la responsable de esta ONG "es una cuestión de voluntad política; el Gobierno puede hacerlo si pone los recursos, lo que no podemos es dejar de pedirlo, imposible no es, no lo va a cumplir pero imposible no es".

Preparados para el peor de los escenarios, Oxfam Intermón está preparando una denuncia ante la Comisión Europea por el incumplimiento de cuotas del Gobierno español. "Una organización está legitimada para interponer una demanda y no olvidemos que la Comisión puede poner multas a los estados miembros". "Quizá no ganemos la causa, primero está el que la Comisión la acepte y luego si la ganamos o no; pero no podemos renunciar a la presión pública porque si se trasmite a los ciudadanos la sensación de que no hacemos nada, al final han incumplido y ya está", avisa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios