Archivan la imputación del policía del CNP y siguen las de los locales

  • La delegada de Seguridad señala que los cargos contra los agentes del 092 pueden ser "protocolos corrientes de actuación" dentro de la operación 'Corralito' · Todos los policías son antidroga

Comentarios 26

El juzgado de Instrucción número 3 de Jerez, que investiga la operación 'Corralito' contra una banda de narcos, ha archivado la imputación contra un funcionario del Cuerpo Nacional de Policía (CNP) pero la mantiene contra dos miembros de la Policía Local de Jerez, según ha podido conocer este medio. Ninguno fue detenido. El funcionario de la comisaría local prestó declaración como presunto autor de un delito de omisión del deber de perseguirlos (artículo 407 del Código Penal) la semana pasada, pero su testimonio y las pruebas presentadas por su defensa hicieron que el juzgado dictara un auto de archivo.

Mientras, los dos funcionarios de la Policía también imputados, aunque no se ha podido precisar el motivo, están siendo asesorados por los servicios jurídicos del Ayuntamiento, que emitió ayer una nota en la que remitía al Ministerio del Interior para cualquier información de la operación 'Corralito'. No obstante, la delegada municipal de Medio Rural, Movilidad y Seguridad, María del Carmen Martínez, manifestó a este medio que los dos policías locales están imputados, aunque indicó que, según lo que ha podido recabar, es "un protocolo corriente de actuación, una intervención habitual para que no haya ningún resquicio" en la pesquisa ya que los dos imputados se dedican a la lucha antidroga, como el funcionario del CNP. Ante este posible "carácter corriente" de esta parte de la investigación de la unidad de elite policial Greco, la delegada agregó que "no se ha tomado ningún tipo de medida" con los dos agentes. Junto a este aspecto de la investigación, el juzgado continúa la instrucción de la causa que acumula un sumario de seis tomos, han indicado fuentes jurídicas. Desde el punto de vista policial resta terminar el importante fleco de la investigación del patrimonio de los detenidos para "bloquear" sus bienes (inmuebles, coches y joyas especialmente) en caso de que se detecten indicios de que hayan sido comprados con dinero procedente de una actividad ilegal y en caso de condena firme poder confiscarlos, indicó ayer la Dirección General de la Policía y la Guardia Civil. Como se sabe, se le intervinieron 20.000 euros en metálico, once vehículos y numerosas joyas.

La mayoría de los detenidos permanece en prisión preventiva tras ser puestos a disposición del juzgado de instrucción, que levantó recientemente el secreto de sumario que pesaban sobre las distintas actuaciones.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios