El Ayuntamiento estudia denunciar la desaparición del Pendón original

  • El delegado de Urbanismo, Juan Pedro Crisol, ve "necesaria una investigación policial" si la insignia no es hallada en los próximos días en los sótanos del Consistorio

Comentarios 15

Dos meses después de que saliera a la luz la desaparición del Pendón original de la ciudad, del siglo XIV, que estaba bajo custodia del Ayuntamiento desde 1991, las labores de búsqueda del lienzo iniciadas semanas atrás en los polvorientos sótanos del Consistorio por técnicos municipales, siguen sin dar sus frutos. Tanto es así, que el delegado de Urbanismo, Juan Pedro Crisol, ha asegurado a este Diario que el Ayuntamiento "estudia denunciar la desaparición" de esta pieza histórica si no es hallada en los mencionados 'bajos' en los próximos días. "Creemos que esto merece una investigación policial ya que lo que ha pasado es algo muy grave. Alguien tiene que explicar qué pasó con el Pendón y dónde está", dijo el concejal, que comentó que en el tiempo que lleva en el Consistorio, "no he visto la pieza". Crisol subrayó que dicha denuncia "puede ayudar a tirar del hilo y a desvelar si el lienzo fue extraviado o sustraído. Es que estamos hablando de algo que tiene un alto valor histórico para la ciudad y que nunca debió guardarse en un cajón, sino en un lugar con unas medidas especiales para su conservación. Alguien tiene que responsabilizarse de lo sucedido". "Nosotros -añadió- desde el Gobierno municipal vamos a hacer lo que podamos para que se esclarezca este asunto. No podemos mirar para otro lado. Si la investigación policial no llega a buen fin y hay que archivar el asunto, por lo menos que no digamos que no hemos hecho nada. Si no se encuentra de una manera o de otra no es algo que esté entonces en nuestra mano. No podemos custodiar algo que no hemos tenido".

Hay que recordar que el Pendón de la ciudad estuvo bajo custodia de la Catedral durante siglos, hasta que en 1991 el deán de la Colegial, José Luis Repetto, se lo entregó "en una bandeja de plata preciosa" al entonces alcalde, Pedro Pacheco, que dio a su vez a uno de sus técnicos y que éste depositó en una cómoda de Alcaldía. Es entonces cuando se pierde la pista, ya que por el momento nadie ha sido capaz de dar ni el más mínimo detalle sobre el paradero de la insignia, ni políticos, ni antiguos concejales, ni siquiera los trabajadores municipales más antiguos. Son varias las hipótesis que se han barajado, como la pérdida en los sucesivos cambios de Gobierno que han pasado por el Ayuntamiento y que haya acabado en el cubo de la basura por desconocimiento de su valor, que se encuentre en los sótanos del Ayuntamiento (aunque todavía no ha aparecido nada), o que haya sido sustraído. Son numerosos los historiadores e investigadores que han preguntado a lo largo de los años en el Ayuntamiento por el Pendón. De hecho, ya en 1993, Natalio Benítez Ragel, en un artículo publicado en este Diario el 9 de octubre, hace mención a dicha desaparición. Una pérdida que algún concejal del Gobierno actual se ha atrevido a mencionar que viene de antaño, es decir, que ya era conocida. Si embargo, hasta el momento no se ha interpuesto ninguna denuncia, a la espera, quizás, de que por fin tome la iniciativa el Ayuntamiento.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios