Cáritas espera llegar a unas 500 familias necesitadas esta Navidad

  • Inicia una campaña de recaudación de fondos que se destinarán a las parroquias ·El obispo Juan del Río invita a que en estas fechas se pase del consumo a la solidaridad

El presidente de Cáritas, Juan de los Ríos, presentó ayer junto al obispo Juan del Río, la campaña de Navidad de esta institución, con la que se pretende recaudar fondos que irán destinados a las parroquias de la Diócesis, con el fin de que sean ellas las que ayuden de una manera especial a las familias necesitadas en estas fechas. "Queremos que la campaña llegue a todos los rincones de la Diócesis, que se conozca lo que hace Cáritas durante el año con los ingresos que recibimos y los días 22 y 23 se leerá un comunicado en las parroquias haciendo un llamamiento a la comunidad eclesial y personas de buena voluntad para que colaboren".

La campaña tiene su propio cartel que ayer fue descubierto por el obispo. Obra de Agustín Pérez, el cartel representa a la Sagrada Familia componiendo un misterio de figuras. El Niño recibe la adoración de un grupo 'pastores' que son personas actuales y que trasladan el mensaje de la vigencia de la Encarnación. Pérez destacó que el cartel pretende llamar la atención y manifestó que su intención era que Cáritas apareciera de manera destacada por lo que la estrella está representada por el anagrama de la institución. En la parte inferior del cartel queda recogido el mensaje 'Dar, compartir'.

El obispo agradeció el trabajo del artista y señaló que al igual que hace "20 siglos no hubo posada, tampoco hoy hay posada para mucha gente, no hay techo para nuestros transeúntes, no hay las condiciones necesarias para vivir una Navidad de luces. Muchas veces son navidades de oscuridades, aunque haya muchas bombillas por nuestras calles porque la oscuridad se lleva en el corazón, se vive en las familias con escasez de recursos".

Del Río hizo una llamada a Jerez y a toda la Diócesis "para pasar de unas vacaciones consumistas a unas navidades solidarias. Solamente la solidaridad con el hermano nos hace descubrir el gran misterio de la vida que se dio en Belén". Instó a que frente a las grandes cestas de los supermercados y las múltiples compras "siempre haya un interrogante: Para los pobres, cuántas cestas, para los necesitados, cuántos sobres con dinero para ayudar a pagar el alquiler de la casa o para ayudar a pagar las medicinas".

El presidente de Cáritas cifró en unas 500 familias las que se ayudarán desde las parroquias de la Diócesis en estas fechas tan señaladas, aunque el número dependerá en gran parte de los fondos que se recauden gracias a la colaboración ciudadana. "Es una ayuda especial que reciben todas las familias acogidas, porque en estos días todos tenemos turrón, polvorones, y las parroquias también se lo hacen llegar a estas familias necesitadas".

De los Ríos quiso dejar claro su orgullo porque la institución "tenga un reconocimiento muy importante en la sociedad y grandes colaboraciones con nosotros tanto económicas como personales. Nos están llegando voluntarios para trabajar en las Cáritas, algo de lo que hay que alegrarse porque estamos muy necesitados".

No obstante, el delegado episcopal de Cáritas, José Palomas, dio un pequeño toque de atención por el descenso en la recaudación de la pasada campaña del Día de la Caridad, en la que se consiguieron 25.169 euros. "Estamos intentando que se incremente porque con esta cantidad las parroquias apenas pueden llegar a todas las personas que les llegan pidiendo ayuda".

El obispo concluyó que la campaña de Navidad de Cáritas es sobre todo de "mentalización, para que en la mesa de Navidad no falte nunca el pobre. Los pobres existen aunque haya muchas luces en las calles".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios